Noticias | Todos artículos


En Praga fue presentado este miércoles el informe anual de la Comisión Europea en el que se evalúa el nivel de preparación de los países candidatos para su ingreso en la Unión Europea. El informe sobre la República Checa contiene una evaluación generalmente positiva del país. El documento señala que la República Checa cumple los criterios políticos para la admisión en la Unión Europea y que está en condiciones de cumplir antes de principios del 2004 los criterios económicos y aplicar el derecho comunitario.

En el informe se mencionan también algunas insuficiencias, por ejemplo, la necesidad de continuar en la reforma de las finanzas públicas, incluyendo el sistema de pensiones, de liberalizar las telecomunicaciones y continuar en la imposición de las normas europeas en el transporte ferroviario. En el sector de la seguridad, la Comisión Europea recomendó intensificar la lucha contra la corrupción y el crimen organizado. El informe analiza también la situación de las minorías étnicas en la República Checa, señalando el alto porcentaje de desempleados entre los gitanos checos y la discriminación de los gitanos en el acceso a la educación. La Comisión Europea recomendó a la vez a los países comunitarios la conclusión, antes de finales de año, de las conversaciones de admisión con la República Checa y otros nueve países aspirantes que se convertirán en miembros de la Unión en el año 2004.

Según el ministro de Relaciones Exteriores, Cyril Svoboda, el informe anual de la Comisión Europea objetivo y se puede considerar como billete de entrada a la Unión Europea el 1 de enero de 2004. Como dijo el ministro el informe no refleja solamente el progreso del año en curso sino es un espejo que refleja la buena preparación del estado para el ingreso a la UE.