Homenaje a los "Héroes de Albion"

16-08-2005

La exposición "Fotografías máximas - Héroes de Albion" presenta los trabajos del fotógrafo Ladislav Sitenský, creadas durante la Segunda Guerra Mundial en Inglaterra, donde trabajó como mecánico en la 312 escuadrón de caza checoslovaco. La muestra rinde homenaje a la valentía de los pilotos checoslovacos que desde el exterior luchaban por la libertad de su Patria ocupada por los nazis.

La exposición recuerda un importante capítulo de la historia checa, cuando a la Fuerza Aérea Real británica se integraron durante la Segunda Guerra Mundial unos tres mil pilotos checos y eslovacos para contribuir a la victoria de la libertad en Checoslovaquia y en Europa.

Una treintena de fotografías de gran tamaño en blanco y negro, situada al aire libre en los jardines del Castillo de Praga, documenta sin pomposidad alguna el heroísmo de los pilotos, su vida cotidiana y los escasos momentos de descanso.

Ladislav Sitenský hizo durante la Segunda Guerra Mundial unas tres mil fotografías. La tarea de elegir entre tanta cantidad fue un trabajo complicado, destacó el comisario de la exposición, Pavel Scheufler.

Foto: Ladislav SitenskýFoto: Ladislav Sitenský"Revisé todo el archivo del autor, intentando de elegir entre los negativos los más interesantes y llamativos. Lamentablemente, tuve que excluir muchos de ellos puesto que no tenían la debida calidad técnica indispensable para el tamaño grande. Resulta que los aparatos anticuados y las condiciones de trabajo no permitían hacer tomas absolutamente perfectas desde el punto de vista técnico".

Pavel Scheufler decidió colocar la exposición al aire libre para aprovechar por un lado la luz natural, y por otra contribuir de esta manera a la mayor expresividad de las fotos. "Quise poner en contraste la belleza de los jardines florecientes con la atmósfera y el contenido de las tomas", explicó.

Los nombres de la fotografías corresponden al lugar donde fueron tomadas. La más antigua de ellas data del año 1939 y es de Francia, país donde se refugió Sitenský de la Gestapo y donde entró como soldado voluntario al Ejército checoslovaco.

Durante la Segunda Guerra Mundial, Ladislav Sitenský recorrió con la 312 escuadra de caza checoslovaca unos 20 aeropuertos militares y la cámara fotográfica era su compañera inseparable.

Con su ayuda captaba la atmósfera antes y después de los combates aéreos, siluetas de los cazas en el cielo, así como importantes momentos en la vida de los pilotos como, por ejemplo, la visita a la escuadra en 1944 del presidente checoslovaco, Edvard Benes, exiliado durante la Gran Conflagración en Gran Bretaña.

Ladislav Sitenský trabajó de manera excelente con la luz y sus fotografías documentan la inspiración del autor en la vanguardia fotográfica de entonces, destacó el comisario de la muestra, Pavel Scheufler.

"Ladislav Sitenský es un fotógrafo por excelencia. Sus imágenes tienen un gran valor artístico e histórico. Esta exposición rinde homenaje no sólo a los pilotos checoslovacos, sino también al propio autor que el 7 de agosto cumplió 86 años".

La exposición de fotografías de gran tamaño de Ladislav Sitenský fue organizada con motivo del 60 aniversario del final de la Segunda Guerra Mundial. Permanecerá abierta en los jardines del Castillo de Praga hasta el mes de septiembre.

 

Fotografías de Ladislav Sitenský


16-08-2005