Filip Topol tocaba el piano hasta que le sangraban las manos

30-06-2013

Una actuación salvaje, un canto entre declamación, gritos y gemidos, letras llenas de poesía cruda, y las manos desgarradas hasta la sangre de tocar con demasiada vehemencia el piano. Así recordarán los fans a uno de los máximos representantes de la cultura underground checa, Filip Topol, fallecido recientemente a los 48 años de edad a causa de una larga enfermedad.

Filip Topol, photo: Pastorius, CC BY 3.0 UnportedFilip Topol, photo: Pastorius, CC BY 3.0 Unported El cantante y pianista regresó hace poco al frente del famoso grupo Psí Vojáci, surgido a fines de los años 70, y dio su último concierto el 25 de mayo en Ámsterdam.

En la capital holandesa se sintió mal por lo que decidió suspender todos los conciertos hasta septiembre para someterse a tratamiento médico.

Este jueves, cientos de personas acudieron al Cementerio de Olšany de Praga para dar el último adiós a una de las grandes figuras de la música checa, Filip Topol.

En la presente edición del Domingo Musical conmemoraremos las canciones más emblemáticas de la obra de Filip Topol.