Hana Zagorová: el sol del cielo de azul celeste

11-09-2016

Con más de 800 canciones grabadas y diez millones de discos vendidos, Hana Zagorová figura entre las cantantes checas más sobresalientes. La rubia siempre sonriente, que esta semana celebró el 70 cumpleaños, triunfó nueve veces consecutivas en el concurso Ruiseñor de Oro, lo que la posiciona en el segundo lugar del palmarés histórico de la competición de intérpretes más populares a nivel nacional. Más estatuillas posee tan solo Lucie Bílá.

Hana Zagorová en Lucerna, foto: ČTKHana Zagorová en Lucerna, foto: ČTK “Es absolutamente imprescindible que el cielo se ponga de azul celeste para que yo pueda estar feliz”, es uno de los versos típicos de las canciones interpretadas por la inconfundible voz de Hana Zagorová.

Esta pieza figura entre los mayores éxitos de la cantante, que lleva actuando en los escenarios durante unos cinco decenios.

Zagorová actuó en los teatros Apollo y Semafor hasta que Karel Vágner creó una orquesta de acompañamiento para ella. Juntos grabaron un famoso dueto que se llama ‘Oiga, Maestro Del Contrabajo’ (Hej, mistře basů).

Un dueto checo-italiano con Drupi

La cantante grabó a lo largo de su carrera numerosos duetos, como el que acaban de escuchar.

La checa incluso colaboró con el italiano Drupi, que gozaba de gran popularidad en la Checoslovaquia de los años 70.

En 1979, Zagorová y Drupi deleitaron a sus fans con el dueto titulado ‘Encuentro’ (Setkání).

Tú, que tienes penas
O te vuelves loco por estar solo
Tú, ebrio de amor
Y feliz de que te conozca yo
Mis puertas para ti están abiertas
Frena un momento tu carrera
Tú, que me oyes, estás invitado
Tú, que me oyes, sé bienvenido

De duetos a un trío

Hana Zagorová, foto: Facebook Oficial de Hana ZagorováHana Zagorová, foto: Facebook Oficial de Hana Zagorová Hana Zagorová llegó al auge de su popularidad a mediados de los años ochenta.

El trío que formó con Stanislav Hložek y Petr Kotvald gozó de tanta popularidad que el grupo daba conciertos prácticamente a diario.

Era la época cuando la cantante triunfó repetidamente en el mencionado concurso Ruiseñor de Oro en el que los fans votan por los intérpretes más populares del país.

La cantante ganó la categoría de la voz femenina más popular nueve veces consecutivas, entre los años 1977 y 1985.

El trío, que no dejaba de llenar las salas de concierto de todo el país, lanzó varios éxitos, como el titulado ‘Mi Tiempo’ (Můj čas).

La prohibición tras firmar ‘Unas Cuantas Frases’

La cantante vivió su época de auge en Checoslovaquia bajo el régimen comunista. Jamás había criticado la situación del país o el Gobierno, así que dejó perpleja a todos cuando en primavera de 1989 firmó el documento titulado ‘Unas Cuantas Frases’ (Několik vět) que pedía el respeto de los Derechos Humanos, la excarcelación de presos de conciencia y la libertad de expresión.

Tras firmar el documento la cantante tuvo prohibido actuar en público, aunque solo durante unos meses, ya que la sanción fue anulada por la Revolución de Terciopelo, el 17 de noviembre de 1989.

Por cada momento contigo pago
Más de lo que te imaginas
Y de un amor infinito
Nos ha quedado menos que poco
Por qué me dices en la cara
En serio te quiero, te quiero mucho
Jamás serás el que eras
Creer ya no te puedo

El cansancio y el regreso de la felicidad

Hana Zagorová y Štefan Margita, foto: Facebook Oficial de Hana ZagorováHana Zagorová y Štefan Margita, foto: Facebook Oficial de Hana Zagorová Los cambios democráticos en Checoslovaquia posibilitaron a Hana Zagorová a volver a los escenarios, sin embargo, la cantante se vio agotada y se mostró desmotivada.

“Me daba la sensación de que ya lo había cantado todo, que mi trabajo había terminado. Estaba muy agotada”, recordó en una ocasión la cantante esa época.

Además sufrió problemas en la vida personal, tras separarse de su marido, el bailarín Vlastimil Harapes y tras fracasar su intento de adoptar hijos.

En 1992, la felicidad volvió a la vida de Hana Zagorová. La cantante conoció al tenor de ópera Štefan Margita, con el que se casó y con el que sigue viviendo hasta la fecha.

Una de las voces más populares checas sigue dando conciertos, a pesar de cumplir los setenta años. Es autora de varias letras, poemas y libros. Hace dos años, recibió el disco de platino del sello discográfico Supraphon por vender más de diez millones de discos.

11-09-2016