Los bosques checos dan hongos y bayas por valor de 250 millones

27-06-2018

Los checos recogieron más de 250 millones de euros en hongos y bayas en los bosques del país en 2017. En total, la gente recogió 41.300 toneladas, lo que representa 1.500 millones de toneladas más que en el año anterior

Foto: Martina SchneibergováFoto: Martina Schneibergová De acuerdo con el informe anual de la Universidad Checa de Ciencias de la Vida, la República Checa esconde un auténtico tesoro en sus húmedos bosques. En 2017 los hongos, arándanos, frambuesas, fresas silvestres, moras y otras frutas del bosque representaron un valor total de casi 250 millones de euros.

Según el informe, la recolección de setas sigue siendo muy popular en la República Checa. Se estima que los checos cosecharon alrededor de 27.700 toneladas de hongos el año pasado, lo que equivale a unos siete kilos por hogar, con un valor de 177 millones de euros

Los rendimientos del año pasado de los hongos del bosque se vieron impulsados ​​por las condiciones climáticas favorables, que proporcionaron suficiente lluvia y humedad.

Además de hongos, los checos recolectaron 7.100 toneladas de arándanos por 38 millones de euros y 2.100 toneladas de frambuesas y bayas de saúco. También recogieron 1.500 toneladas de moras y 400 toneladas de arándanos.

El rendimiento forestal más alto hasta la fecha se registró en 1995, cuando los checos recolectaron 58.500 toneladas de setas y otras frutas del bosque.

A pesar de la mayor cantidad de frutos recolectados, el número de checos que pasan tiempo en los bosques del país ha ido disminuyendo en los últimos años, según el profesor Luděk Šisák de la Facultad de Ciencias Forestales y de la Madera. Según el análisis, los checos visitaron un bosque en promedio veinte veces al año, mientras que en 2016, ese número se situó en 26.

27-06-2018