Los checos pagan ya sus deudas como antes de la crisis

23-05-2017

La capacidad de los checos de pagar sus deudas sigue mejorando. En el primer trimestre de 2017 solo un 7,41% de la población podía considerarse morosa, es decir, que seguía conservando deudas más allá de la fecha de devolución. Esta proporción es la más baja desde 2008, cuando estalló la crisis económica global.

Foto ilustrativa: Barbora NěmcováFoto ilustrativa: Barbora Němcová Por cuarto trimestre consecutivo, la proporción de ciudadanos checos que no es capaz de devolver sus deudas sigue reduciéndose, y con un 7,41% ha llegado ya a los niveles de 2008. La mejora es sin embargo desigual si tomamos cada región por separado.

Así por ejemplo, en el municipio de Bečov, se encuentra en situación de morosidad el 38% de los habitantes del pueblo. En otros lugares hay poblaciones en las que ni un solo habitante se ve incapaz de devolver sus deudas.

En todo caso, aunque de forma irregular, el índica de morosidad va cayendo en todo el país. Según los datos de los que dispone la asociación Solus, la mayor mejora se da en aquellas regiones donde había problemas de morosidad a largo plazo, como en Karlovy Vary o Ústí. Estas regiones tienen índices de morosidad del 12,53 y el 13,95% respectivamente.

Actualmente la región con menos morosos es Zlín, con un 4,86%, seguida de Vysočina, Moravia del Sur y Praga.