Mozart encontró en Praga un público comprensivo, acogedor y entusiasta

28-01-2006

Estimados amigos, Radio Praga les ofrece un programa dedicado al 250 aniversario del nacimiento de Wolfgang Amadeus Mozart. El genio de la música europea nació el 27 de enero de 1756 en la ciudad de Salzburgo. Radio Praga evocará las estancias y los estrenos de obras de Mozart en suelo checo.

Wolfgang Amadeus MozartWolfgang Amadeus Mozart La primera estancia de Wolfgang Amadeus Mozart en suelo checo podía haber sido su última escala en su trayectoria vital...

Cuando tenía once años, cayó súbitamente enfermo en la ciudad de Olomouc, situada en la parte oriental de la actual República Checa, y faltó poco para que muriera.

¿Cómo se produjo este dramático suceso?

Cuando se propagó en 1767 en Viena la mortífera epidemia de viruela, en la ciudad se encontraban Leopoldo Mozart, músico al servicio del arzobispo de Salzburgo, y su hijo Wolfgang. El padre Leopoldo llegó a Viena para presentar al niño prodigio Wolfgang Amadeus al emperador austríaco José II. El muchacho que tocaba el piano con asombrosa agilidad ya había causado admiración en las cortes francesa e inglesa.

Foto: www.czechtourism.czFoto: www.czechtourism.cz Sin embargo, Leopoldo Mozart pronto decidió huir a toda prisa de Viena, flagelada por la viruela. Los Mozart, padre e hijo, no regresaron a Salzburgo, sino que se refugiaron en Moravia, hoy en día la parte oriental de la República Checa, donde querían dar conciertos en los salones de los aristócratas locales.

Cuando los Mozart estaban alojados en el hotel del Águila Negra, en la ciudad de Olomouc, el pequeño Wolfgang cayó en cama con fiebre. Llamaron a un médico que reconoció los síntomas de la viruela.

Del pequeño enfermo se hizo cargo el conde Podstatský, rector de la universidad local, que gestionó el traslado del paciente y de su padre al palacio del arzobispo de Olomouc donde se recuperaría el futuro genial compositor al cabo de ocho semanas.

Los Mozart interrumpieron el viaje de regreso en la metrópoli morava de Brno el 24 de diciembre de 1767 y el niño prodigio pasó allí las fiestas navideñas. El penúltimo día de año Wolfgang Amadeus dio en Brno un concierto. En homenaje al genio se celebra todos los años en la metrópoli morava un concurso de pianistas menores de once años.

Foto: www.czechtourism.czFoto: www.czechtourism.cz Mozart visitó por segunda vez el territorio checo veinte años después cuando estaba en el auge de sus fuerzas creadoras. El miércoles 17 de enero de 1787 dirigió personalmente en el Teatro Nostic, el futuro Teatro de los Estamentos, una escenificación de su ópera "Las Bodas de Fígaro".

El estreno de "Las Bodas de Fígaro" tuvo lugar en Viena el 1 de mayo de 1786, pero la obra fue retirada pronto del repertorio.

Medio año después, en diciembre de 1786, "Las Bodas de Fígaro" fue escenificada en el Teatro Nostic de Praga por la compañía teatral de Pasqual Bondini. El éxito de la ópera fue clamoroso.

Las melodías de "Las Bodas de Fígaro" salieron del teatro a la calle: la gente las silbaba y canturreaba.

A raíz del retumbante éxito de "Las Bodas de Fígaro" ante el público praguense, Mozart fue invitado a la capital checa para dirigir una de las funciones. El compositor se convirtió en el ídolo de los praguenses.

Durante su estancia en la capital checa Mozart estrenó su nueva Sinfonía Nro.38 "Praga", una de las obras cumbre de la música instrumental del siglo XVIII. El nombre de esta sinfonía en re mayor proviene de su primera presentación en el Teatro Nostic. Puede ser interpretada como un homenaje a Praga donde el compositor encontró un público comprensivo, acogedor y entusiasta.

Villa Bertramka (Foto: www.czechtourism.cz)Villa Bertramka (Foto: www.czechtourism.cz) Uno de los anfitriones de Mozart en Praga fue el conde Jan Pachta que residía en una bella mansión rococó en la Ciudad Vieja. Wolfgang Amadeus Mozart compuso para el aristócrata "Seis danzas alemanas".

Se dice que el conde Pachta encerró al compositor antes del almuerzo en el salón musical prometiendo que lo soltaría después de que le escribiera seis contradanzas para el baile de esa noche. Mozart atendió la petición de buen grado.

Dado el sonado éxito de "Las Bodas de Fígaro", el empresario Bondini ofreció a Mozart un contrato para una nueva ópera destinada a la temporada otoñal.

Era la ópera "D.Giovanni". El compositor trabajó sobre ella en Viena, pero se afirma que algunas piezas de la obra fueron compuestas en la villa Bertramka durante la estancia de Mozart en Praga, en otoño de 1787. La mansión Bertramka pertenecía a la cantante checa Josefina Dusková y a su esposo, el compositor y pianista Frantisek Xaver Dusek.

La magistral ópera "D.Giovanni" fue estrenada con extraordinario éxito en el Teatro Nostic, en Praga, el 29 de octubre de 1787. La dirigió personalmente Wolfgang Amadeus Mozart.

Una leyenda reza que la obertura de la obra fue escrita en unas cuantas horas de la noche del 28 al 29 de octubre. La partitura estaba terminada, pero aún faltaba sacar las copias para cada instrumento. Por eso la función empezó con retraso.

Cuando Mozart salió a dirigir la obertura ante el teatro lleno a reventar, sudaba copiosamente, ya que los músicos tenían que leer a primera vista las partes de una pieza que jamás habían visto. Cuando terminó la ejecución, el público aplaudió delirantemente.

La colaboración entre Mozart y el libretista Lorenzo da Ponte sobre el argumento de la ópera imprimió a la leyenda sobre el seductor D. Juan una nueva dimensión. La obra empieza a desarrollarse como una ópera cómica, pero al final, con la entrada del comendador, que exhorta a D.Giovanni a arrepentirse y lo castiga con la muerte, Mozart crea una singular escena, repasada de intenso dramatismo.

La segunda estancia de Mozart en Praga se prolongó hasta noviembre de 1787. De guía por la capital checa le sirvió la cantante Josefina Dusková. Hay razones para pensar que a Mozart le unía a la soprano checa algo más que mera amistad. Lo testimoniarán para siempre las bellas arias que le dedicó, como "Bella Mia Fiamma, Addio" y "Non Piu di Fiori".

En 1790, el emperador austríaco Leopoldo II, sucesor de José II, dio el consentimiento de su coronación como rey checo. Los estamentos checos vieron en la coronación una oportunidad para reforzar su relativamente pequeña influencia en la administración del país. Para dar más lustre a las celebraciones encargaron al empresario Guardasoni una función teatral.

El empresario, sabiendo que el público praguense adoraba a Mozart, pasó el encargo al compositor que escribiría la ópera "La Clemenza di Tito". El estreno de esta ópera de coronación tuvo lugar el 6 de septiembre de 1791. Mozart llegó a Praga para dirigirla personalmente. Los amigos praguenses quedaron impresionados por su mal aspecto. El compositor estaba enfermo y extenuado.

Al estreno de la ópera en el Teatro de Nostic, en Praga, asistió sólo la corte imperial. "La Clemenza di Tito" no agradó a los representantes de la monarquía. La emperatriz comentó que era "una porquería alemana".

Desalentado por la reacción de la corte imperial, Mozart se preparaba para regresar a Viena. Antes de partir, el compositor atendió la petición de su amigo, el excelente clarinetista Anton Stadler, y empezó a componer todavía en Praga el concierto para clarinete, el único de su extensa obra.

Mozart terminó la composición en Viena y envió la partitura a Stadler. El estreno del concierto para clarinete en la mayor se celebró el 16 de octubre de 1791 en el Teatro Nostic, en Praga.

El concierto para clarinete se estrenó cuando faltaban siete semanas para la muerte del compositor. Mozart falleció el 5 de diciembre de 1791, a la edad de 35 años.

El público praguense, conmovido por la desaparición de su amado Mozart, recordó al genial compositor el 14 de diciembre de 1791, en un grandioso acto fúnebre, en la monumental iglesia barroca de San Nicolás.

28-01-2006