Nos conocimos en la red

08-07-2005

"Todo ocurrió muy rápido. Sucedió a través de la red; nos conocimos, nos enamoramos y decidimos compartir el resto de nuestras vidas juntos. Todo, todo a través del messenger y de correos electrónicos". Así relataba recientemente un joven checo la manera en que había conocido a su mujer: mediante Internet, en uno de los muchos buscadores de pareja virtuales que operan en la República Checa. Historias como esta podemos encontrar miles en este país. Y ese es precisamente el tema sobre el cual hablamos con Renata, una checa que confiesa haber encontrado al amor de su vida... precisamente a través de Internet.

"En primer lugar debo aclarar que no era mi intención buscar una pareja por esta vía, todo lo contrario, pensaba que esto era para mujeres frustradas que no tenían la oportunidad de conocer a un chico en una cafetería o un parque. Entré a uno de esos buscadores por accidente ya que buscaba un profesor de inglés. Sin darme cuenta había abierto una de esas páginas de citas virtuales. Efectivamente encontré a un profesor de inglés, pero este se hallaba en Londres y enseñaba en una escuela secundaria en el centro de la ciudad".

Muchos piensan que se trata de una manera un poco fría de conocer a una persona, ¿Qué opinas al respecto?

Y yo les pregunto, ¿No les parece un tanto anticuado conocer a una persona de la forma tradicional, con todas las ceremonias previas, flores, etc.? Por supuesto estoy bromeando, a lo que quiero llegar es a que no podemos irnos hasta el otro extremo. Es decir, ese espacio virtual que es Internet juega el mismo papel que desempeña un bar o una discoteca, con la ventaja de que en la red tu puedes elegir a la persona con la que deseas entablar una relación. Ya sea por sus intereses, similitudes o simplemente porque te parece atractiva. Yo particularmente no veo nada malo en ello. Ahora, tampoco estoy de acuerdo en que sea la única manera de socializar. Ahí se caería en una adicción y todas las adicciones son dañinas".

Volviendo a tu experiencia personal, mencionabas que entraste a uno de estos buscadores por accidente, que no buscabas pareja, pero... El, ¿Si buscaba a alguien?

"El a diferencia de mi sí buscaba una pareja, concretamente quería enlazarse con una checa ya que había estado pocos meses antes en Praga y, según decía, "estaba fascinado con la belleza de las mujeres eslavas". Al principio me causó mucha gracia, pero luego pensé que sería interesante chatear con él, así practicaría un poco mi inglés. Pero debo confesar que no fue Peter la única persona con la que comencé a comunicarme, hice muchos y muy buenos amigos y amigas, con los que hasta ahora me escribo".

¿Cómo fue tu experiencia con tu novio virtual... la puedes compartir con nosotros o es privada?

"Claro que puedo. Nos conocimos en el 2003 y desde esa fecha empezamos a comunicarnos diariamente, aunque al principio fue un obstáculo el idioma, ya que no hablaba muy bien inglés, pero al poco tiempo nos acostumbramos. Después de un tiempo me dijo que vendría a Praga y yo encantada acepte su visita. No me interesaba que las personas pensaran que yo soy loca por llevar una relación a distancia y por Internet, para mi lo único importante fue que entre él y yo había una suerte de magia mezclada con aventura, adrenalina... que se yo. Quería experimentar ese encuentro".

¿Y qué sucedió una vez que se vieron por primera vez?

"Fue un poco extraño y divertido, lo debo confesar. El día que lo conocí personalmente en el aeropuerto, al verlo no sabia qué hacer, luego me dio un poco de vergüenza cuando él me abrazo y me beso en la mejilla. Pero al poco tiempo me di cuenta que me gustaba realmente, que no quería separarme de él... su sonrisa, su ternura, simplemente me había cautivado. Después de unos días llegó el momento de su partida y fue ahí donde comprendí que había encontrado al verdadero amor de mi vida".

Ahora que tienes experiencia, que has entablado tantas relaciones virtuales, ¿Podría preguntarte qué lleva a una persona a buscar amigos a través de Internet?

"Yo creo que no se puede generalizar. En los buscadores de pareja existen varias categorías según lo que uno busca. Generalmente los más comunes son hombres que buscan mujeres y viceversa, los que buscan sexo, pero también existen categorías para parejas homosexuales, para solterones, de personas que buscan únicamente conversar, pasarse datos útiles, etc.". Es decir, no hay un molde típico de persona que utiliza estos servidores, además, cada vez más personas tienen acceso a Internet en sus domicilios o trabajos, así que este método de búsqueda se expande rápidamente y se hace más popular. ¿Por qué no lo intentas tu también? (Risas)

08-07-2005