Activistas por los DD.HH. demandarán al Estado checo por comportamiento inconstitucional

08-04-2016

Un grupo de activistas por los Derechos Humanos decidió presentar una demanda contra el Estado checo. Aseguran que las fuerzas de la Policía violaron los derechos civiles al impedir la celebración de una manifestación permitida días antes por el Ayuntamiento capitalino.

Foto: Martina SchneibergováFoto: Martina Schneibergová La visita del presidente de China a la República Checa trae cola. Un grupo de activistas encabezado por el antiguo ministro del Medio Ambiente, Martin Bursík, y el ex ministro para los Derechos Humanos, Michael Kocáb, demandarán al Estado checo por el comportamiento inadecuado de la Policía durante la visita del presidente de China, Xi Jinping.

La visita del mandatario chino provocó malestar entre los representantes de la sociedad civil que denuncian la violación de los Derechos Humanos en el gigante asiático.

En declaraciones para la Televisión Checa, el ex ministro Kocáb insistió en que se cometió un atentado con los principios de la Carta Magna.

Michael Kocáb, foto: Šárka Ševčíková, ČRoMichael Kocáb, foto: Šárka Ševčíková, ČRo “La Constitución de la República fue violada. Solicitamos los permisos correspondientes, pero nos fueron cerradas las vías de acceso al lugar escogido para la manifestación. Estoy seguro de que no fue una idea del presidente de la Policía, pero sí de aquellos que viajaron a China para aprender a estabilizar la sociedad”.

El antiguo político hizo así referencia a las declaraciones del presidente de la República, Miloš Zeman, que durante su visita a China aseguró que había viajado al país asiático para aprender cómo se estabiliza la sociedad.

El responsable de Política Exterior del Despacho presidencial, Hynek Kmoníček, reaccionó a las críticas diciendo que un grupo de políticos y activistas aprovechó la visita del mandatario chino para ganar presencia en los medios de comunicación.

Hynek Kmoníček, foto: Prokop Havel, ČRoHynek Kmoníček, foto: Prokop Havel, ČRo “Se trata de una corriente política que en estos momentos se encuentra en minoría, por lo que busca de alguna manera relevante aparecer en los medios de comunicación”.

Los activistas por los Derechos Humanos checos se han quejado de manera general por la actuación de la Policía, que durante la visita del mandatario chino fueron retenidos muchos de ellos a pesar de que diversas trifulcas fueran provocadas por grupos de chinos.

Representantes de la sociedad civil subrayaron que durante la visita de Estado se sentó atención extraordinaria a los temas económicos y comerciales y no así a la violación de los Derechos Humanos.

Xi Jinping, fue el primer presidente chino en visitar Praga en los 67 años de relaciones diplomáticas entre los dos países.

08-04-2016