Artista checo confiesa ser el único autor de la obra plástica Entropa

14-01-2009

La obra plástica titulada Entropa instalada en la sede del Consejo de la Unión Europea en Bruselas, Bélgica, sigue generando escándalos. Bulgaria presentó el miércoles una queja por ser presentada en la exhibición como letrina turca. Además, se ha puesto en evidencia que la instalación, supuestamente creada por 27 artistas europeos, fue realizada por un solo autor, David Černý.

Foto: CTKFoto: CTK La polémica obra tiene por objetivo simbolizar los estereotipos y los prejuicios que existen en Europa respecto a cada uno de los países comunitarios. De esa forma, Alemania es presentada como una red de autopistas, que remotamente sugiere una svástica, Polonia es encarnada por sacerdotes católicos que levantan la bandera de la Liga de homosexuales y Bulgaria figura en el mapa como una letrina turca.

El autor de la obra, el artista checo David Černý, insistió en que su intención no era ofender a nadie, sino destacar los prejuicios mutuos que tienen los europeos.

“Es una vista irónica que debe demostrar de manera divertida los prejuicios generales”, explicó.

Sin embargo, por lo visto, no todos se han divertido al ver la controvertida exposición. Por ejemplo, Bulgaria ha presentado una queja oficial protestando contra la presentación de su país.

David ČernýDavid Černý Ese no es el único escándalo que se ha producido en torno a la instalación. La obra fue presentada como un proyecto común de 27 autores europeos, coordinados por David Černý. No obstante, los demás artistas, firmados debajo de la obra, no existen.

Černý admitió que es el único autor de la instalación y pidió disculpas al Gobierno checo por haber engañado a los responsables del proyecto. En el comunicado de prensa, Černý indica que “la mistificación y la hipérbole grotesca son un rasgo típico de la cultura checa y la creación de identidades falsas es una de las estrategias del arte contemporáneo”.

El vice primer ministro checo para Asuntos Europeos, Alexandr Vondra, no se mostró muy comprensivo en cuanto al recado mistificador de la instalación y expresó haber sufrido una desagradable sorpresa al enterarse de que en la obra no hubieran participado artistas europeos, según indicaba el proyecto original.

Vondra agregó que Černý se verá obligado a llevar plena responsabilidad por no haber cumplido el encargo gubernamental. El Gobierno dará a conocer este jueves sus próximos pasos en el caso Entropa.

14-01-2009