Autopista cerrada, gire a la derecha!

20-12-2005

Autopista cerrada, peligro, nieve, accidentes, choque en cadena, muertos. Ese es el balance más frecuente de la circulación en la autopista que une la capital Praga y la ciudad de Brno. Todo parece indicar que después de años de dificultades en la importante vía, el oficialismo tomará cartas en el asunto.

Foto: CTKFoto: CTK La gota que colmó el vaso fue la fuerte nevada del fin de semana que dejó a cientos de conductores atrapados durante horas en la autopista. Los equipos de la empresa de Mantenimiento de Carreteras no podían acercarse a los lugares más afectados para rescatar a los conductores y sus vehículos.

La autopista D1, que comunica Praga y Brno, es una de las más utilizadas del país, pero a la vez una de las que más problemas registra. Los conductores se quejan de las dificultades que provoca la gran cantidad de camiones que circulan por dicha vía.

Graves problemas derivan de la falta de una buena señalización que anuncie a los conductores la aparición de problemas en el camino, embotellamientos, accidentes, desvíos, etc. Semejante señalización adaptable según las necesidades del momento funciona con éxito en muchos países europeos.

El gobernador de la meseta checo-morava, Milos Vystrcil, explicó que más de una vez ha advertido sobre la crítica situación de la autopista D1, por lo que optó por escribir directamente al primer ministro, Jiri Paroubek. El gobernador está convencido de que la aplicación de sencillas medidas de seguridad eliminaría los problemas de la autopista de Brno a Praga.

Ministro de Transportes, Milan SimonovskýMinistro de Transportes, Milan Simonovský Ante la crítica situación, el ministro de Transportes, Milan Simonovský, se reunió con los máximos representantes de la Policía de Tránsito y de la empresa de Mantenimiento de Carreteras.

El ministro anunció que a mediados de enero empezará la instalación de tableros luminosos que informarán sobre la situación en diferentes tramos de la autopista.

En cooperación con la Radiodifusión Checa se pondrá en funcionamiento un moderno sistema que informará de manera inmediata a los conductores sobre cualquier situación problemática en la autopista.

El conductor sintonizará la Radiodifusión Checa que le advertirá por ejemplo de un accidente y le recomendará cuál es la vía más cercana para evitar el tramo obstaculizado.

De acuerdo con el diario Lidové Noviny el sistema tiene un problema ya que los conductores interesados deberían comprar una radio nueva con un dispositivo especial para captar las informaciones trasmitidas por la Radiodifusión Checa, y hasta la fecha se trata de un dispositivo muy caro que no es accesible para todos los bolsillos.

20-12-2005