Bomberos checos ayudaron a los habitantes de Bam

07-01-2004

Los socorristas checos figuraron entre los primeros equipos extranjeros que acudieron en ayuda a la ciudad iraní de Bam asolada por el terremoto catastrófico que acabó con la vida de más de 30 mil personas.

Bomberos checos ayudaron a los habitantes de Bam, foto: Zdenek ValisBomberos checos ayudaron a los habitantes de Bam, foto: Zdenek Valis Durante tres días de trabajos intesivos el equipo de rescate checo logró encontrar con vida a una mujer de 70 años de edad. La labor y el esfuerzo de los socorristas fueron apreciados este lunes en la sede del Gobierno por el Primer Ministro, Vladimír Spidla.

El vicecomandante del equipo de bomberos de Praga, Pavel Hosek, acogió el encuentro con el premier con cierta satisfacción, ya que en el pasado el trabajo de los bomberos fue descuidado. Los tres días en Bam fueron de ardua labor tanto desde el punto de vista psíquico como físico, apuntó Pavel Hosek.

Pavel Hosek, foto: Zdenek ValisPavel Hosek, foto: Zdenek Valis "Los que sobrevivieron trataban de traer nuestro equipo a sus casas derrumbadas para que halláramos a sus familiares. Intentábamos organizar nuestro trabajo para que ayudáramos al mayor número posible de habitantes de Bam. Iba bien hasta el momento en que nuestros perros estuvieron tan agotados que continuar los trabajos de búsqueda de personas concretas resultó problemático para todos", indicó Hosek.

Radek Svatos (por la derecha), foto: Zdenek ValisRadek Svatos (por la derecha), foto: Zdenek Valis En las labores de salvamento en la ciudad de Bam participó también Radek Svatos.

"Una de las peores experiencias fue ver los cuerpos muertos por todas partes. Un camión, que el día anterior llevaba los cadáveres, transportaba al día siguiente una carga de pan para los sobrevivientes. Pero había también experiencias positivas. El perro, considerado aquí como el amigo del hombre, sirve para le gente de allí de alimento. Pero después de que los iraníes comprobaron lo que nuestros perros consiguieron, el perro adquirió ante sus ojos otro valor", dijo Svatos.

Además de los equipos de socorro, la República Checa envió inmediatamente a Irán un avión con tiendas de campaña, medicamentos, material sanitario y pastillas de potabilización del agua.

07-01-2004