Chequia fracasó en 2016 a la hora de aprovechar fondos europeos

02-02-2017

El año pasado no se consiguió cumplir con el objetivo propuesto en cuento al aprovechamiento de fondos europeos, según ha reconocido la ministra checa de Desarrollo Local, Karla Šlechtová. Este año se intentará gastar cinco veces más.

Foto: Pixabay, CC0 Public DomainFoto: Pixabay, CC0 Public Domain El año pasado la República Checa consiguió que se aprobaran proyectos financiados con fondos europeos por valor de 3.200 millones de euros. A pesar de su aparente gran volumen, la cifra supone un fracaso, según ha reconocido la ministra de Desarrollo Local, Karla Šlechtová, al hacer balance de 2016. Se trata solo del 14% de las subvenciones europeas asignadas a Chequia para el periodo entre 2014 y 2020.

De hecho para este año el objetivo es cinco veces superior, y para evitar un nuevo uso inefectivo del dinero de Bruselas, se hará una valoración a mediados de año que podría implicar la revisión de proyectos.

La responsabilidad recae parcialmente según Šlechtová, en las administraciones que han intermediado las ayudas, que a su parecer ha cometido errores en las condiciones y requisitos. La otra causa es que el Estado checo proporcionó más ayudas propias, y de proceso de concesión más simple que las europeas. Como ejemplo puso las ayudas otorgadas por su cartera a las comunicaciones locales.

“Hemos cambiado mucho las dotaciones en los últimos dos años. Cuando llegué al ministerio había aquí realmente muchísimas posibilidades absurdas de obtención de dotaciones. Hemos acabado con todo eso y tenemos por ejemplo un programa de ayuda a las comunicaciones locales para pueblos de hasta 3.000 habitantes. El año pasado concedimos ayudas por 7,4 millones de euros y para este año serán de 9,25 millones. Las solicitudes rebasaron el 300% de esta cantidad. Mi objetivo es conseguir más recursos para las subvenciones nacionales”.

Karla Šlechtová, foto: archivo de la Oficina del Gobierno ChecoKarla Šlechtová, foto: archivo de la Oficina del Gobierno Checo En su balance anual, Šlechtová mostró su satisfacción ante la consolidación de su cartera como parte de un equipo de trabajo formado por administraciones regionales y ayuntamientos. Expresó también su voluntad de que el Ministerio de Desarrollo Local se ocupe oficialmente de los problemas del campo.

“Mi objetivo para 2017 es que quiero el campo para el Ministerio de Desarrollo Local. Nos encargamos de él de una manera o de otra. Me gustaría que estuviera registrado en la legislación. El campo no es solo agricultura, es encargarse de los pueblos pequeños, de las comunicaciones locales, de la vida allí, de la reparación de por ejemplo los centros culturales, y me gustaría que estuviera escrito de forma oficial en algún sitio. Para el presupuesto de 2018 voy a pedir que se cree como mínimo un departamento, o una sección, precisamente para el campo, para solucionar los problemas de los pequeños municipios”.

A la iniciativa de Šlechtová la Unión de Ciudades y Municipios ha reaccionado con precaución, indicando que es difícil generalizar en el medio rural, y que el campo cercano a las grandes ciudades es distinto. Ha valorado sin embargo positivamente que se cree un único departamento que coordine la ayuda al campo.

El opositor Partido Cívico Democrático ha calificado la idea de absurda, al considerar que el medio rural es un tema transversal, que compete a varios ministerios, como el de Educación y el de Agricultura, y que es más eficaz coordinar sus actividades.

02-02-2017