Chequia sin preparación suficiente para la revolución 4.0

21-09-2018

Un nuevo estudio del Foro Económico Mundial estima que a causa del empleo de la automatización, robótica y otros elementos de la industria 4.0 en la próxima década se crearán más puestos de trabajo que los que el mercado laboral perderá.

Foto ilustrativa: Pixabay CC0Foto ilustrativa: Pixabay CC0 Palabras como automatización, robótica o digitalización suelen causar desconfianza a la hora de abrir el tema del desempleo. Sin embargo, según un estudio reciente del Foro Económico Mundial, ya no es necesario temer que los robots priven a las personas de trabajo.

Del nuevo estudio se desprende que en los próximos 10 años la revolución 4.0 creará en el mercado laboral unos 133 millones puestos de trabajo nuevos, es decir más de los que desparecerán por la implementación de los procesos de automatización – unos 75 millones.

Foto: Pixabay / CC0Foto: Pixabay / CC0 Sin embargo, eso no significa que realmente vaya a haber más puestos de trabajo disponibles. Radek Špicar, vicepresidente de la Asociación de la Industria y el Transporte, apuntó que eso ocurrirá solo en los países que se preparen con anticipación para dichos cambios.

“Se trata de países que tengan una mano de obra flexible y cuyas empresas dispongan de una conexión a Internet de alta velocidad. Y eso, desgraciadamente, son dos factores en los que la República Checa no destaca en la actualidad”.

Según la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos), Chequia se encuentra entre los países que más amenazados se ven por el ascenso de la implementación de los procesos de automatización.

Radek Špicar indicó que los preparativos ya están en marcha, ya que las empresas están obligadas a realizar inversiones en las innovaciones. Eso se debe a la falta de mano de obra en el mercado laboral checo. El país centroeuropeo posee el menor paro en los últimos 22 años. Pero aun con eso no es suficiente. La revolución 4.0 exigirá inversiones sobre todo en el campo de la educación. Špicar destacó que lo crucial es que las personas sepan cómo adaptarse a las nuevas condiciones.

“Desgraciadamente hay muchos inconvenientes. No tenemos un sistema de educación que sea de verdad de alta calidad. Un sistema que preparare a la gente para la posibilidad de que algunas profesiones desaparezcan y para el hecho de que las personas tengan que recualificarse para nuevos puestos de trabajo”.

geralt / Pixabay, CC0geralt / Pixabay, CC0 Bohumil Kartous de la organización EDUin, que se centra en asuntos de la educación, subrayó qué conocimientos y habilidades deberían adquirir los estudiantes actuales para que en el futuro no tengan problemas a la hora de buscar empleo: crucial es el conocimiento del inglés y de las matemáticas.

“En todo lo que respecta, ya sea directamente al análisis de datos o simplemente al trabajo con las redes sociales, que también usan instrumentos analíticos, es necesario disponer del conocimiento del lenguaje de las matemáticas”.

Los trabajos que en el futuro más riesgo corren de desaparecer son los de bajos ingresos. Se prevé que sean reemplazados por puestos más remunerados, que requieren cierto nivel de conocimientos especializados.

Las nuevas tecnologías, al igual que en el pasado, por ejemplo, con la revolución industrial, causarán la desaparición de ciertos tipos de puestos, sin embargo, al mismo tiempo impulsarán la creación de nuevas formas de trabajo.

21-09-2018