Comunistas en contra de la reelección del presidente Václav Klaus

14-01-2008

Todo parece indicar que los comunistas serán el fiel de la balanza en las próximas elecciones presidenciales checas. Anunciaron que en la primera ronda no votarán por el actual presidente Václav Klaus.

Jiří Dolejš (a la izquierda) y Martin Bursík (Foto: CTK)Jiří Dolejš (a la izquierda) y Martin Bursík (Foto: CTK) Los comunistas dicen no a Václav Klaus. Si bien en las elecciones anteriores le ayudaron a llegar a la silla presidencial ahora cambiaron de actitud y obstaculizarán la reelección del mandatario.

Durante mucho tiempo Klaus fue candidato único y favorito, ahora tiene un rival fuerte: el economista checo-estadounidense Jan Švejnar, de 55 años, sin color político.

Los comunistas sostienen que no quieren a Klaus, pero tampoco están convencidos de respaldar a Švejnar, según adelantara el vicepresidente del partido comunista, Jiří Dolejš.

„La posibilidad de votar por Švejnar o nominar a un tercer candidato tiene para nosotros el mismo valor. Debo reconocer que todavía no nos hemos decidido”.

Jan Švejnar (Foto: CTK)Jan Švejnar (Foto: CTK) De acuerdo con informaciones del diario Mladá Fronta Dnes los comunistas tratan de sacar el mayor provecho posible a sus votos y no ocultan que desearían tener una porción de poder en el próximo gobierno de coalición.

Desde la derrota del comunismo en 1989, ninguna de las formaciones políticas ganadoras en las elecciones generales ha invitado a los comunistas a integrar un gobierno de coalición.

En la República Checa, el presidente lo eligen diputados y senadores, ninguna de las formaciones oficialistas, ya sea sola o en alianza, dispone de los votos suficientes para elegir al mandatario.

El gubernamental Partido Cívico Democrático, dio su adhesión a Klaus, mientras que sus aliados de coalición, los democristianos continúan indecisos y los Verdes respaldan a Švejnar.

Por su parte, la socialdemocracia, el mayor partido de oposición, apoya a Švejnar. Si en un principio el presidente Klaus era el candidato favorito ahora ve como crece un frente en su contra y los comunistas tratan de sacar beneficio político.

El líder comunista, Vojtěch Filip, declaró que tomando en cuenta la correlación de fuerzas existente impedirán que el presidente Klaus pase a la segunda ronda. “En caso de que no lleguemos a ningún acuerdo con Švejnar, para la segunda vuelta nominaremos un candidato propio”, dijo el líder comunista.

14-01-2008