Crisis bancaria aplaza la introducción del euro en la RCh

20-10-2008

El Gobierno checo postergó para 2009 la decisión sobre la fecha de la entrada del país en la eurozona, a raíz de la crisis bancaria mundial.

Miroslav Kalousek (Foto: CTK)Miroslav Kalousek (Foto: CTK) La crisis financiera mundial afecta ya a la economía europea, lo que motivó al Gobierno checo a aplazar la implantación del euro en el país.

Independientemente de que la Unión Europea acordara recientemente el plan de salvamento del sector financiero europeo, que cuenta con un aporte financiero de más de dos billones de euros, no ha llegado el momento oportuno todavía para que el Gobierno checo estipule la fecha del ingreso de la República Checa en la eurozona, indicó el ministro de finanzas, Miroslav Kalousek.

“La Unión Europea nos exige fijar la fecha de la transición al euro. No obstante, lo único que puedo afirmar ahora es que sobre la cuestión no se decidirá en 2008. Probablemente nos ocuparemos del tema en 2009”, afirmó el ministro.

Mientras que el Gobierno checo continúa aplazando la decisión sobre la fecha de la transición del país al euro, los círculos empresariales ejercen presiones para que la moneda europea sea introducida lo antes posible.

Según Petr Kužel, de la Cámara Económica nacional, son cada vez más evidentes los impactos negativos del fortalecimiento de la corona checa sobre la economía del país.

“La crisis mundial representa, sin duda, un elemento negativo. Sin embargo, la fuerte moneda amenaza las exportaciones, devalúa las subvenciones europeas y representa una amenaza para la economía nacional. Los empresarios insisten en la introducción del euro en un plazo más corto”, señaló Kužel.

La República Checa y Hungría son los únicos países de Europa Central que aún no han estipulado la fecha concreta de la transición a la moneda europea.

20-10-2008