Depeche Mode volvió a acalorar a sus fans checos

24-01-2006

El legendario trío británico Depeche Mode conmovió este lunes al público que se reunió en la repleta sala multiuso Sazka Arena de Praga. En su quinto concierto en la República Checa Depeche Mode presentó su nuevo álbum "Playing The Angel", sin faltar los mayores éxitos de la formación de los años ochenta.

Depeche Mode en Praga (Foto: CTK)Depeche Mode en Praga (Foto: CTK) Al toque de las nueve cubrió el podio que recordaba una nave cósmica, una luz roja y en un gran globo que gravitaba sobre el escenario se encendió la inscripción Hello - Hola. El timbre de una sirena introdujo la composición "A Pain That I´m Used To" del álbum "Playing The Angel" con la que Depeche Mode inició el concierto.

Los fans checos, pero también polacos, eslovacos o húngaros, de todas las edades, acogieron a David Gahan, Martin Gore y Andrew Fletcher con bulliciosas ovaciones y las letras D y M que agitaban sobre sus cabezas al ritmo de la música.

Depeche Mode presentó casi todas las canciones de su álbum más reciente, así como sus de por sí éxitos "Policy Of Truth", "Enjoy The Silence" o "Just Can´t Get Enough".

El líder de la banda David Gahan rindió al máximo, apareciendo en el podio en su ya clásico traje negro y vistiendo una chaqueta, indumentaria de la que fue desprendiéndose hasta quedarse con medio cuerpo desnudo. Durante las casi dos horas del concierto no dejó de bailar, aplaudir e incitar al público a cantar. Tan sólo en tres ocasiones entregó el podio a Martin Gore, quien interpretó, por ejemplo, la balada "Somebody".

Depeche Mode actuó por primera vez ante el público checo un año antes de la caída del comunismo. El concierto de este lunes en la sala Sazka Arena de Praga formó parte de la gira del grupo, cuya parte europea se inició el 13 de enero en Dresde, Alemania.

24-01-2006