Detienen a dos pilotos checos partícipes en narcotráfico internacional

26-07-2019

Dos pilotos checos fueron detenidos en el marco de una operación internacional contra una banda de narcotraficantes, dirigida desde los Balcanes.

Foto: Policie ČRFoto: Policie ČR

Detectives de 11 países de Europa, Latinoamérica, Asia y Estados Unidos tomaron parte en un amplio operativo, encaminado a desmantelar a una banda internacional de narcotraficantes. Después de varios meses de preparativos los policías antidrogas detuvieron a 16 personas de 7 países, entre ellas a dos pilotos checos, según informaron este jueves en Praga representantes de la Central Nacional Antidrogas.

Durante más de un año los pilotos checos se encargaron de transportar cocaína en aviones de lujo privados desde América Latina a Europa, según dijo a la Televisión Checa Břetislav Brejcha, vicepresidente de la Central Nacional Antidrogas.

Břetislav Brejcha, foto: ČTBřetislav Brejcha, foto: ČT ”Toda esa actividad, o sea los vuelos eran camuflados como viajes VIP a países de América Latina. Estos vuelos eran aprovechados luego para que los pilotos cargaran cocaína en Latinoamérica y la transportaran a Europa”.

La banda de narcotraficantes era dirigida por unos croatas, quienes alquilaban los aviones y a los pilotos checos para vuelos concretos. Para cada vuelo los pilotos recibían instrucciones detalladas, sostuvo uno de los detectives checos que participó en el operativo, quien quiso permanecer en el anonimato.

”Los pilotos conseguían pasajeros, a veces incluso estos eran ficticios, y volaban con ellos a América Latina. Allí se alojaban y pasaban unos días antes de volver, teniendo todos los gastos pagados”.

Foto: Policie ČR / ČTFoto: Policie ČR / ČT En Latinoamérica los pasajeros y los pilotos eran recogidos y llevados más tarde de vuelta al aeropuerto por ciertas personas, de las que los pilotos sabían con antelación quiénes serían. Llegaban en automóvil a la pista y paraban junto al avión, donde también cargaban la droga, que iba guardada en maletas. En vista de que las investigaciones continúan, la Policía rechazó dar informaciones más detalladas sobre cómo se organizaba todo.

De acuerdo con Pavel Drbek, portavoz de la Administración de Aduana en el Aeropuerto Ruzyně de Praga, organizar todo eso sin respaldo determinado sería imposible.

”Un pasajero y su equipaje no pueden subir al avión sin antes haber pasado por un control de seguridad y, en caso de los vuelos a destinos fuera del espacio Schengen también por un control de pasaportes, y siempre además por un control de aduana”.

Foto: Policie ČR / ČTFoto: Policie ČR / ČT Uno de los pilotos checos fue detenido en mayo pasado en Francia, con 600 kilos de cocaína de Uruguay, guardados en 21 maletas de viaje normales. El segundo piloto fue detenido en Chequia y durante un registro de su domicilio los policías encontraron un millón de euros en efectivo.

El operativo contra la banda internacional de narcotráfico se efectuó de una vez en 7 países. Junto con la detención de 16 miembros de la banda, entre ellos los dos pilotos checos, la Policía decomisó 2 millones de euros en efectivo y 1 millón de euros en productos de lujo como automóviles, relojes, etc. y, además, una tonelada de cocaína. Las ganancias por la venta de esta cantidad de droga en el mercado negro podrían ser de unos 117 millones de euros, según los expertos.

Foto: Policie ČR / ČTFoto: Policie ČR / ČT La operación internacional comenzó en 2018 a iniciativa de la Policía Antidrogas de Croacia. Quedó demostrado que los comerciantes de droga balcánicos, además de América Latina y Europa tenían desarrollados sus negocios también en Asia, sobre todo en Macao y Hong Kong, donde los detectives descubrieron otros 421 kilos de cocaína.

26-07-2019