El bajo número de enfermeras llega a ser crítico

26-10-2015

Como mínimo 600 enfermeras faltan en la República Checa y la situación llega a ser crítica. Los trabajadores del sector afirman que el problema se debe a su baja remuneración, así como a su complicado sistema de formación profesional.

Josef Vymazal, foto: Adam Kebrt, ČRoJosef Vymazal, foto: Adam Kebrt, ČRo El Ministerio de Salud prepara cambios en el sistema de formación de las enfermeras, como uno de los pasos encaminados a atraer a esta profesión a más adeptas. Para que una enfermera pueda ejercer su trabajo en un hospital infantil de forma independiente, sin un tutor, debe estudiar diez años y pasar igualmente por cursos especiales de preparación práctica, según admitió para la Televisión Checa Josef Vymazal, viceministro de Salud.

”En ningún caso queremos incrementar las exigencias para con las candidatas a enfermera. Queremos que su formación tenga un alto nivel, pero no queremos exagerar en lo que respecta a los requisitos indispensables. En estos días justamente estamos debatiendo intensamente sobre la reforma del sistema de formación profesional de este personal”.

Muchas enfermeras prefieren trabajar en otras profesiones con menos estrés, menos horas extra y una mejor remuneración. Y los hospitales acusan una escasez cada vez mayor de este personal, como confirma Andrea Horáková, enfermera jefe de la sección infantil del Hospital de Karlovy Vary.

”A pesar de lo exigente que es nuestro trabajo y de la responsabilidad que tenemos por la salud de los pacientes, las enfermeras debemos trabajar muchas horas extra y sin descanso. De otra forma no seríamos capaces de cubrir los turnos en el hospital en vista de la falta de personal”.

Foto: ČT24Foto: ČT24 Una gran falta de enfermeras se registra en especial en Bohemia Central y Bohemia Noroccidental. Y cada vez menos jóvenes deciden estudiar esta carrera, justamente por el complicado y exigente sistema de formación. Los trabajadores del sector Salud proponen por ello simplificarlo, siguiendo el ejemplo de Alemania, por ejemplo.

En primer lugar quieren reducir de 7 a 5 años la formación profesional de las enfermeras. Éstas podrían trabajar así de forma independiente al aprobar el examen de bachillerato en una escuela media para enfermeras y pasar por un curso de aprendizaje práctico de un año de duración. Los profesionales esperan que el Ministerio de Salud acoja sus propuestas, porque temen que de otra forma se podría llegar a una crisis en la atención a los enfermos.

26-10-2015