El contraataque del primer ministro Gross

18-02-2005

El primer ministro checo y jefe de los Socialdemócratas, Stanislav Gross, presentó este jueves un ultimátum de 24 horas a los ministros democristianos, de la Coalición gubernamental, para que lo apoyen o presenten su dimisión. Gross reaccionó así al escándalo surgido por no explicar de manera clara cómo financió su apartamento. El asunto ha desembocado en una crisis gubernamental.

Primer ministro checo y jefe de los Socialdemócratas, Stanislav Gross (Foto: CTK)Primer ministro checo y jefe de los Socialdemócratas, Stanislav Gross (Foto: CTK) "El Gobierno en la actualidad no es capaz de trabajar debidamente", indicó hace poco el jefe de los democristianos, Miroslav Kalousek. El jefe del Gobierno, Stanislav Gross, inició el contraataque exhortando a los ministros del democristiano Partido Popular a que adopten una postura clara en cuanto a la declaración de su jefe.

"No es posible que el jefe de un partido de la Coalición gubernamental haga semejante declaración y que no pase nada. Es necesario conocer la postura de los ministros de ese partido en cuanto al caso, después me decidiré sobre los pasos a realizar", indicó Gross, solicitando que los ministros digan de manera clara si desean la dimisión del primer ministro o no.

El jefe del democristiano Partido Popular, Miroslav Kalousek, respondió que no puede aceptar ningún ultimátum.

"Creo que deberíamos coincidir en nuestros procederes y no presentar un ultimátum. Cualquier ultimátum dirigido a nuestro partido nos parece ridículo", dijo Miroslav Kalousek.

Todo parece indicar que el tiroteo de palabras entre los socialdemócratas y los democristianos no conducirá probablemente a la descomposición de la Coalición gubernamental que dispone en la Cámara de Diputados de una mayoría de un voto, es decir, que ambos partidos se necesitan mutuamente.

Por su parte, el líder de la facción del opositor Partido Cívico Democrático, Vlastimil Tlustý, reiteró que su partido insiste en que el primer ministro aclare debidamente todas las relaciones de propiedad de su familia.

"Las preguntas fundamentales quedaron sin respuestas y vale la pena solucionar de una vez este asunto", afirmó Vlasitmil Tlustý.

18-02-2005