El corazón español de Ostrava late cada vez más fuerte

03-03-2004

Montones de nieve dieron la bienvenida a la Semana española, que se celebra en estos días en la metrópoli de Moravia del Norte, Ostrava.

El invierno centroeuropeo no pudo obstaculizar el paso al temperamento hispano. Las jornadas de la cultura española en Ostrava se convirtieron ya en una tradición. El programa de esta Semana española incluye, entre otros, una serie de conferencias sobre literatura, los medios de comunicación o países de Latinoamérica, presentadas por profesores de universidades españolas y checas, indicó Jana Veselá, jefa del departamento de hispanística de la Universidad de Ostrava, que organiza el evento.

"Lo que nos alegra es el poder inaugurar la biblioteca española en nuestra nueva sede, en el centro de Ostrava. Nos trasladamos hace un mes y ya logramos instalar una biblioteca que abarca 1 500 ejemplares, libros, material educativo, discos, etc."

La Semana española de Ostrava culminará el viernes con un espectáculo teatral, subrayó Jana Veselá.

Bajo la blanca capa de nieve, que cubrió la ciudad con la que muchos checos suelen relacionar sólo el atributo de negra y minera, volvieron a percibirse este lunes los latidos del corazón español. Estudiantes de baile del Conservatorio Janácek hicieron vibrar el aire en el aula de la Universidad de Ostrava presentando sevillanas, castañuelas y rumba. Su profesora, Magdaléna Suláková, nos explicó por qué la atraen los bailes populares españoles.

"Es la parte rítmica. No se trata de un baile técnico que consiste en meros movimientos de brazos y piernas. Tiene que salir del interior, está basado en los sentimientos. Esto es lo que me atrae y que me levanta siempre de la silla, estando yo triste o alegre. Otro baile no lo consigue".

03-03-2004