Ex ministro pasará cinco años en la cárcel

02-02-2005

El ex ministro de Finanzas socialdemócrata, Ivo Svoboda, y su asesora, Barbora Snopková, cumplirán una pena de cinco años de prisión por maniobras fraudulentas en relación con la quiebra de la fábrica para cochecitos de niños Liberta. Svoboda será el primer miembro del Gobierno de este país después de noviembre de 1989 que pasará varias años tras las rejas por haber violado la ley.

El ex ministro de Finanzas socialdemócrata, Ivo Svoboda, y su asesora, Barbora Snopková (Foto: CTK)El ex ministro de Finanzas socialdemócrata, Ivo Svoboda, y su asesora, Barbora Snopková (Foto: CTK) "El Tribunal Superior no satisfizo la apelación de los acusados y en el fondo confirmó la decisión del tribunal de primera instancia".

Con estas pocas palabras el fiscal general, Václav Lukeš, comentó ayer martes la sentencia del Tribunal Superior de Praga para el ex ministro Ivo Svoboda y su colaboradora Barbora Snopková.

Svoboda, ministro de Finanzas en el Gobierno socialdemócrata de Milos Zeman en los años 1998 y 1999, y su asesora Snopková ocuparon los cargos directivos en la empresa Liberta de Melník en el año 1996. Del Banco de Inversiones y Correos checo obtuvieron un crédito de 6 millones y medio de coronas, unos 210 mil euros, para revivir la producción en dicha fábrica para cochecitos. En vez de ello utilizaron el dinero para pagar las deudas de su propia empresa Omnia, transfiriendo fondos de la fábrica Liberta a las cuentas de sus compañías.

Debido a que ello ocurrió en la época en que Liberta estaba ya en quiebra el tribunal penalizó a Svoboda y Snopková con una condena a cinco años de cárcel por fraude y por haber aventajado a acreedores. Además, Snopková fue declarada culpable por violar las obligaciones con respecto al procedimiento de quiebra. Ambos tienen que pagar una multa de 200 mil coronas, es decir unos 6 500 euros. Ivo Svoboda, que durante todo el tiempo no ha hecho ninguna declaración ante el juicio y rechazaba las interrogaciones, rompió ante los periodistas el silencio después de escuchar la sentencia final.

"Insisto en que la sentencia contradice a la Constitución de la República Checa. Se ha abusado del derecho penal en una situación en la que se trató y se trata de un asunto de negocios que fue arreglado en una licitación".

Con unos cambios el Tribunal Superior de Praga confirmó ayer martes el veredicto pronunciado en marzo del año pasado por el Tribunal Regional de Bohemia Central. Svoboda desea apelar la sentencia ante el Tribunal Supremo, aunque sus expectativas de evitar la cárcel son mínimas.

02-02-2005