Fabricante aéreo checo celebra 100 años con una exposición retro

27-03-2019

El productor checo de aeronaves militares Aero Vodochody celebra los 100 años de la compañía con una exposición que documenta el desarrollo de sus aeronaves a lo largo de los años.

Foto: NTMFoto: NTM Titulada “Un siglo con Aero” la exposición muestra desde el primer Aero A-1 que llegó a tocar los cielos en 1919 hasta el último modelo L-39 lanzado el diciembre pasado.

“Un siglo con Aero” se encuentra en el Museo Técnico Nacional de Praga, todo un regalo para los amantes de la tecnología y la historia militar. Proporciona modelos, fotografías de la época y documentales antiguos que muestran el desarrollo de aviones militares desde 1919, cuando Aero lanzó su primer avión, hasta el presente. Además cuenta con las historias de algunos de los famosos pilotos que rompieron récords en los registros con las aeronaves.

La empresa está directamente relacionada con la historia de la aviación checa, ya que se estableció pocos meses después de fundarse la Checoslovaquia independiente. En el transcurso de su existencia se han producido en la fábrica alrededor de 11.000 aeronaves y ahora proporciona entregas y servicio de soporte a clientes en 60 países.

ALCA L-159, foto: © Milan Nykodym, Czech Republic, CC BY-SA 2.0ALCA L-159, foto: © Milan Nykodym, Czech Republic, CC BY-SA 2.0 La exposición comienza con algunos modelos fabricados en 1920 y 1930 con una familia de biplanos de reconocimiento, bombardeo y entrenadores avanzados, así como los aviones de transporte civil utilizados, entre otros, por las recientes aerolíneas fundadas en Checoslovaquia y varios tipos de aviones producidos bajo licencia extranjera.

Los visitantes podrán ver modelos del Aero A-1, a través de biplanos de bombardeo y entrenamiento A-11 Y A-12, el Focke-Wulf Fw 189 y el Siebel Si 204 producidos para la Luftwaffe, así como el primer avión de entrenamiento de Aero, el Delfín L-29 producido en 1959. También está el legendario Albatros L-39, el antecesor del ALCA L-159, que sirvió a 45 militares y al menos 15 operadores civiles y resultó ser particularmente popular entre los equipos acrobáticos. Hoy en día, todavía hay cientos de L-39 volando por todo el mundo.

También, los visitantes podrán admirar el último modelo de la compañía: el L-39 NG lanzado en diciembre de 2018. Esta exposición en particular ofrece un regalo especial: los visitantes podrán abordar y probar por sí mismos lo que se siente al sentarse en el asiento del piloto.

Gracias a la cesión de fotografías antiguas pertenecientes a un álbum familiar privado, los visitantes podrán ver el desarrollo de la compañía en los primeros años de su existencia, entre 1919 y 1924. Las fotos nunca se habían mostrado al público anteriormente.

La exposición permanecerá abierta hasta el 17 de noviembre de 2019.

27-03-2019