"Final del Juego" en checo obtuvo un prestigioso premio de traducción

07-10-2003

La primera traducción al checo de "Final del Juego", de Julio Cortázar, obtuvo recientemente el prestigioso galardón checo de traducción, el Premio Josef Jungmann. El libro, traducido por Mariana Housková, fue publicado por la casa editorial Julius Zirkus, de Brno. Conversamos con el editor y traductor, Jan Mattus.

El libro de cuentos "Final del Juego" fue una de las últimas obras de Julio Cortázar que aún no habían sido traducidas al checo. Debía ser también la primera obra latinoamericana de la nueva edición Artigas, publicada por la casa editorial Julius Zirkus. ¿Por qué Julio Cortázar?

"Cortázar es verdaderamente un autor muy especial. Es su manera de jugar con la realidad y la ficción, con la realidad y los sueños. Lo típico para Cortázar es mezclar la ficción y lo que nos parece real. Es algo muy especial y muy vivo".

¿Ud. cree que esta mezcla de la realidad y del sueño resulta atractiva para el lector checo?

En la edición Artigas, que Ud. denominó según el héroe nacional uruguayo de las guerras independistas, José Artigas, se publica ante todo la literatura del Cono Sur de América, de Argentina, Uruguay, Chile... Ud. mismo es traductor. ¿Qué autores latinoamericanos ha traducido?

"He comenzado con otro autor argentino, pero de tipo muy diferente. Ese autor se llama Federico Andahasi. Traduje sus novelas, El Anatomista y Las piadosas. Y después traduje al autor uruguayo Mario Benedetti, su libro La borra del café, es un libro muy poético, muy lindo para leer".