Jefe del Ejecutivo checo culpa a dos ministros de fracaso electoral y los destituye

14-11-2016

El primer ministro, Bohuslav Sobotka, realiza cambios en su Gabinete un año antes de las elecciones generales. Los castigados fueron el ministro de Salud, Svatopluk Němeček, y el responsable de los Derechos Humanos, Jiří Dienstbier. El jefe del Ejecutivo promueve una limpieza de imagen después del fracaso de la Socialdemocracia en los comicios regionales.

Bohuslav Sobotka, foto: ČTKBohuslav Sobotka, foto: ČTK Al ministro Jiří Dienstbier le tocó pagar los platos rotos. Después de fracasar como candidato a la presidencia de la República en las últimas elecciones, tuvo que consolarse con el Ministerio para los Derechos Humanos.

Dicha cartera no le ofreció espacio suficiente para afianzar sus ambiciones políticas de cara al electorado, sino que todo lo contrario, puesto que en parte se le responsabiliza por la derrota de la Socialdemocracia en las elecciones regionales.

El secreto a voces de su posición no muy firme en las filas del gubernamental Partido Socialdemócrata, se volvió oficial cuando el primer ministro llevó al presidente una propuesta de restructuración de su Gabinete el fin de semana.

Jiří Dienstbier, foto: ČTKJiří Dienstbier, foto: ČTK El presidente Zeman gustoso dejó fuera del oficialismo a su antiguo rival y crítico permanente. El jefe del Gobierno, Bohuslav Sobotka, adelantó que debatirá con todos los miembros del Consejo de Ministros.

“Quiero reunirme con todos y cada uno de los ministros para debatir sobre los logros y los fracasos. Deseo hacer énfasis en las prioridades del Gobierno para los próximos meses y al final me reuniré con los vice primeros ministros”.

Los aliados de coalición, el movimiento ANO y el democristiano Partido Popular, adelantaron que no efectuarán cambios en ninguna de las carteras bajo su administración. Los líderes de dichas agrupaciones, que a la vez son vice primeros ministros, dieron a entender que no comparten la aplicación de cambios a estas alturas del mandato.

En declaraciones para la TV Checa, el primer ministro Sobotka no ocultó su malestar. Asegura que los cambios se venían gestando desde hace muchos meses y que son necesarios.

Dan Ťok, foto: ČTKDan Ťok, foto: ČTK “Rechazo aquellos comentarios que aseguran que debido al poco tiempo que le queda al Gobierno no tiene sentido esforzarse demasiado. Eso no es cierto, queda todavía un cuarto de nuestro mandato. Debemos aprovechar al máximo el tiempo que nos queda y para ello necesito la cooperación de los aliados de coalición”.

El ministro de Salud, Svatopluk Němeček, protagonizó varios encontronazos con el ministro de Finanzas, Andrej Babiš, de ANO, que le acusó de mala gestión del sector.

El primer ministro desearía sustituir también al jefe de la cartera de Transportes, Dan Ťok, pero todo parece indicar que no lo logrará ya que es un ministro del movimiento ANO, la segunda mayor agrupación de la coalición de Gobierno. Los ministros destituidos dejarán sus cargos a finales del mes en curso.

14-11-2016