Joven cantante eslovaca Zuzana Norisová triunfa en Praga

11-12-2002

Si quisieran darse cita todos los eslovacos que viven en la República Checa llenarían toda la planicie de Letná en Praga donde suelen tener lugar grandes concentraciones. Diez años después de la división de Checoslovaquia, en la República Checa vive medio millón de eslovacos. Cuando existía aún la Federación Checoslovaca a la capital federal Praga se dirigían los jóvenes eslovacos más ambiciosos: Praga ofrecía más posibilidades de hacer carrera.

La separación de checos y eslovacos y la creación de los respectivos Estados independientes no ha cambiado esta tendencia entre los jóvenes eslovacos.La cantante y actriz eslovaca, Zuzana Norisová tenía 14 años cuando se dividió la Federación Checoslovaca. Hoy en día figura entre las jóvenes artistas más solicitadas en la República Checa.

La bella eslovaca que naciera en 1979 en la ciudad de Malacky estudió en el conservatorio de Bratislava. Dos años actuó en el Teatro Nacional Eslovaco y en teleseries. A los 19 años decidió marcharse a Praga para actuar en un musical. Zuzana Norisová se convirtió en una estrella gracias al papel protagónico en el musical fílmico del director checo, Filip Renc, "Los Rebeldes". La versión checa de la canción "Sugar Town", de la banda sonora de "Los Rebeldes", arrasó en las radios checas. El disco con la música de la película batió récords de venta.