La mayoría de los políticos checos aplaude el resultado positivo del referéndum

16-06-2003

La República Checa será miembro de la UE a partir del 1° de mayo de 2004. Más de tres cuartas partes de los votantes que acudieron a las urnas votaron a favor del ingreso. Exceptuando a los comunistas, los líderes de todos los partidos parlamentarios manifestaron su satisfacción con el resultado del plebiscito.

Jitka Molavcová, Jirí Suchý, Vladimír Spidla, foto: CTKJitka Molavcová, Jirí Suchý, Vladimír Spidla, foto: CTK El primer ministro checo, Vladimír Spidla, conocido como el hombre de la cara de piedra, que pocas veces manifiesta emociones, se entusiasmó y alzó las manos tras saber que los checos dijeron 'sí' a Europa. En la rueda de prensa efectuada después de que se diera a conocer el resultado oficial del plebiscito, el primer ministro sonreía.

"Estoy muy orgulloso de ser primer ministro de esta República que tiene ciudadanos tan conscientes que aprovecharon su derecho para votar y apoyaron de manera tan clara el ingreso del país en la UE".

Mientras que el primer ministro, Vladimír Spidla, cantó de alegría el sábado por la noche en un concierto celebrado con motivo del resultado positivo del referéndum, el presidente, Václav Klaus, mostró una actitud moderada en cuanto a la UE.

"No se trata de si me alegro o no me alegro, yo sólo digo una cosa: esperaba este resultado. Para mí no fue sorprendente y creo que es lógico que saliera así".

El presidente advirtió que la Unión Europea no solucionará los problemas internos del escenario político.

"Con el referéndum, por desgracia, no hemos esquivado nuestros problemas como, por ejemplo, la reforma de las finanzas públicas, del sistema de jubilación, del sector de sanidad, de la educación, del Ejército, etc. Los problemas permanecerán aquí con nosotros, a pesar de que el 1° de mayo de 2004 nos afiliemos a la UE".

Foto: CTKFoto: CTK Por su parte, el presidente del democristiano Partido Popular, Cyril Svoboda, subrayó que el resultado es sumamente importante, ya que la gama de ciudadanos que apoyaron la adhesión en el plebiscito fue muy amplia.

"El resultado se debió tanto a los jóvenes como a las personas mayores de edad; tanto a la votación en los pueblo como en las ciudades; y tanto a la gente con educación básica como a los universitarios".

El presidente del opositor Partido Cívico Democrático, Miroslav Topolánek, agradeció a los electores que hayan votado a favor de la UE. De todos los partidos parlamentarios, sólo los comunistas expresaron su descontento con el resultado. El líder de esa agrupación política, Miroslav Grebenícek, augura incluso una crisis gubernamental.

"Creo que está claro que el ingreso en la UE no nos salvará ante nuestro impotente Gobierno. Además, la RCh obtuvo malas condiciones de adhesión. La mayoría de los ciudadanos que creyó en la propaganda gubernamental y apoyó el ingreso, sufrirá una gran desilusión en el futuro", sostuvo el líder del Partido Comunista.

16-06-2003