La RCh enriquece más de lo que se esperaba

10-12-2003

Cuanto más gastamos, tanto más enriquecemos. Así podría resumirse el desarrollo de la economía checa este año.

"El crecimiento de la economía checa se basa en el aumento de la demanda, sobre todo en el consumo familiar y en el alza de las inversiones fijas por parte de la esfera empresarial", afirma el analista Miroslav Brabec.

Según los últimos datos de la Oficina de Estadística, los salarios han aumentado en promedio un seis por ciento. Los ciudadanos checos no temen endeudarse, solicitan créditos y compran. Se produce más y la sociedad enriquece.

Los gastos de los hogares checos en artículos de consumo han subido este año más del siete por ciento. Se trata del mayor crecimiento en los últimos siete años. El resultado es que el Producto Interior Bruto alcanzó el 3, 4 por ciento.

foto: Comisión europeafoto: Comisión europea Debido a los créditos y préstamos baratos, las empresas pequeñas y medianas invierten, reconstruyen y construyen. También los grandes inversionistas extranjeros reinvierten parte de sus ganancias en la República Checa.

Sin embargo, estos datos del todo positivos tienen escollos. Los economistas advierten que el crecimiento basado sobre todo en los gastos no es duradero. En los hogares checos se gasta más dinero de lo que se gana. Para satisfacer sus necesidades de consumo, compran a crédito o gastan sus ahorros.

"Si quieren alcanzar el nivel económico de la Unión Europea antes de lo que se estima, cerca de cuarenta años, deben concentrarse en aumentar el rendimiento de la economía", recomienda a la República Checa la británica Economist Intelligence Unit. Esto significa, por ejemplo, exportar más y reducir los costes de producción.