Los checos de Volinia regresan a su país de origen

04-02-2015

Varias familias de origen checo de la provincia ucraniana de Volinia serán repatriadas a la República Checa. Así lo supone el proyecto de ayuda del Gobierno de Praga a personas de origen checo que viven en el extranjero y enfrentan una difícil situación. Se prevé que el primer grupo de checos de Volinia llegará a comienzos de marzo próximo.

Checos de Volinia, foto: ČTChecos de Volinia, foto: ČT Unos doscientos checos de Volinia regresarán a su país de origen, según informaciones del Ministerio de Relaciones Exteriores de Praga. Durante seis meses les será brindado alojamiento y alimentación gratuitos en establecimientos del Ministerio del Interior.

En la ciudad ucraniana de Odesa ofrece sus servicios desde principios de esta semana un grupo de empleados consulares, encargados de ayudar a los interesados por la repatriación a llenar los necesarios formularios, informó Michaela Lagronová, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores.

Checos de Volinia, foto: ČTChecos de Volinia, foto: ČT “Funcionarios del Departamento Consular se reúnen en Odesa en forma individual con los checos de Volinia para saber cuántas personas y familias enteras desean volver a Chequia. A los interesados les ayudan a llenar los formularios requeridos para este trámite y les ofrecen otro tipo de información”.

El Gobierno estudia actualmente la posibilidad de trasladar a los checos de Volinia a Praga por medio de un vuelo especial, de no ser así deberán viajar por su propia cuenta. A su llegada, además de alojamiento y alimentación, recibirán un subsidio de unos 1.800 euros por cada adulto y 720 euros por cada niño menor de 18 años. Podrán asistir a cursos de checo y de recualificación profesional, para que tengan mayor perspectiva en el mercado laboral.

Věra Doušová, foto: ČTVěra Doušová, foto: ČT A comienzos de los años 90, tras los cambios democráticos, regresaron a la República Checa unos 2.000 checos de Volinia. La situación de las personas que quieren ser repatriadas actualmente es mucho más difícil, afirma Věra Doušová, que brinda ayuda voluntaria en Chequia a los repatriados de Volinia.

“La guerra en Ucrania se prolonga desde hace más de un año y se ha cobrado muchas vidas humanas. Durante los enfrentamientos fallecieron también personas de origen checo. Los checos de Volinia temen por su vida”.

Junto con los checos de la provincia ucraniana de Volinia, en la que se establecieron en el siglo XIX, pueden solicitar su repatriación a la República Checa también los ciudadanos de origen checo del este de Ucrania, donde tienen lugar los más duros enfrentamientos armados.

04-02-2015