Los checos son escépticos en cuanto a la UE, pero desean su ampliación

15-02-2005

Según el sondeo "Eurobarómetro", en comparación con los demás países comunitarios los checos se muestran como los más escépticos de la Unión Europea, pero por otro lado apoyan una integración política más estrecha y la ampliación de dicha Unión.

Treinta mil personas de los países miembros fueron encuestadas durante el realizado sondeo; los resultados indican que los checos son los menos optimistas en cuanto a la vida en la Unión.

Por una parte, aumentó el porcentaje de los checos que apoyan la Constitución Europea, en la actualidad un 63 por ciento de ellos está a favor de la aprobación de la Carta Magna Europea, mientras que la media en los países comunitarios roza el 70 por ciento. No obstante, solamente un 20 por ciento del censo checo participaría en el refréndum sobre dicho documento y, además, se va reduciendo el número de los checos satisfechos por el ingreso del país en la Unión, indicó Christian Bourgin, jefe de la representación de la Comisión Europea en la República Checa.

"En general, los checos evalúan positivamente la UE, aunque con respecto a la media europea se muestran más escépticos", afirmó Bourgin.

Sólo un 45 por ciento de la población considera la afiliación a la Unión como ventajosa. Una tercera parte de los checos teme el empeoramiento de su situación económica, casi la mitad de la población teme que sea más difícil encontrar trabajo y aproximadamente el mismo número de los checos suponen que su situación no mejore en el futuro. Según indicó el sociólogo Jan Hartl, la UE no tiene la culpa en el esceptisismo checo.

"El esceptisismo es muy consistente y sus raíces hay que buscarlas en la propia República Checa y en su política interior", dijo el sociólogo.

Sólo un 10 por ciento de los checos opina que la situación económica del país mejorará y sólo un 13 por ciento de los checos cree que su voto tiene algún peso en la Unión. Paradójicamente, más del 60 por ciento de los checos desea una integración política más estrecha de los países miembros y dos terceras partes de los ciudadanos apoyan una nueva ampliación de la Unión.

15-02-2005