Los porcentajes de reciclaje suben en Chequia

16-11-2017

La producción total de residuos desciende en la República Checa, aunque aumenta la que procede de los hogares.

Foto: Filip Jandourek, ČRoFoto: Filip Jandourek, ČRo El año pasado se produjeron en Chequia 2,5 toneladas de basura per cápita, lo que supone un 4,5% menos que el año anterior. Esta información se desprende del estudio anual de la Oficina Checa de Estadísticas. Para la Radiodifusión checa habló su portavoz, Petra Báčová, quien apuntó que esta reducción se debe principalmente a las empresas.

“La producción de residuos por parte de las empresas se encuentra en una tendencia descendente. Desde el año 2002 ha bajado un 13%. El mayor cambio se produjo en 2005, cuando se empezaron a producir materiales certificados de los residuos de las centrales eléctricas – materiales limpios, que se usan principalmente en la construcción”.

Aunque son las empresas las principales responsables de la cantidad de residuos, han disminuido la creación de basura más de un 6% respecto al último estudio. Por otro lado, los hogares checos muestran una tendencia contraria. La cantidad de residuos recogidos de las basuras comunitarias se ha visto aumentada, nos comenta Báčová.

“La producción de basura comunitaria ha aumentado un cuarto en los últimos 15 años, el año pasado llegó a los 3.600.000 toneladas, o lo que es lo mismo, 339kg por habitante”.

Foto: Vladan Dokoupil, ČRoFoto: Vladan Dokoupil, ČRo Sin embargo, en lo que se refiere a los porcentajes de reciclaje, los números son buenos. Se recicla más, y según el último estudio, el 72% de los checos separó el plástico, el papel y el vidrio a la hora de tirar la basura.

Ese material que se recicla permite reducir la explotación de recursos, pues puede volver a ser utilizado en nuevos productos. Es el caso de la empresa checa Transform, que se dedica principalmente a tareas de reciclaje relacionadas con el plástico. Su director, Jan Mec, nos explica qué hacen con el material que recogen de los contenedores amarillos.

“Con eso hacemos, por ejemplo, pavimento de hierba artificial, aceras, bordillos, ahora mismo se están vendiendo mucho las vallas de plástico. Hacemos también más productos, tanto para la industria como para los consumidores finales”.

En la actualidad, el plástico es uno de los materiales más problemáticos a la hora de reciclar. Y aunque la República Checa se encuentra entre los países que más reciclan de Europa, algunas ciudades tienen dificultades a la hora de procesarlo, pues hay empresas que no quieren comprarlo. Eso provoca que muchas veces el plástico sea enviado al extranjero.

16-11-2017