Praga y Varsovia, aliados contra Bruselas

11-07-2007

Como excelentes calificaron las relaciones entre la República Checa y Polonia los presidentes de ambos países, Václav Klaus y Lech Kaczynski, respectivamente. Los dos mandatarios reunidos en Varsovia, coincidieron en la necesidad de una cooperación más intensa dentro de la Unión Europea.

Václav Klaus y Lech Kaczynski (Foto: CTK)Václav Klaus y Lech Kaczynski (Foto: CTK) Los presidentes de la República Checa y Polonia tocaron durante sus conversaciones temas diversos, entre ellos, las relaciones culturales. Según apuntó el presidente checo, Václav Klaus, a los dos países les unen lazos históricos en este campo.

"Las culturas checa y polaca son cercanas, por lo tanto nunca han dejado de influirse mutuamente. Por ejemplo, durante la época comunista tuvimos un intercambio intenso de literatura clandestina. No obstante, en el actual mundo globalizado todo es más fácil y complicado a la vez. Por ejemplo, en el mercado hay libros de todo el mundo. A pesar de ello confío en que los libros polacos ocuparán siempre un merecido espacio en las librerías checas".

Los presidentes centraron la atención durante las conversaciones en el tema de la Unión Europea. Kaczynski comparte la postura negativa de Klaus frente a una integración más profunda de la Unión Europea y respalda su idea de la necesidad del fortalecimiento del papel de países más pequeños.

El presidente checo destacó en esta relación la importancia de la última cumbre en Bruselas cuando algunos países se opusieron a los más grandes. "Estoy convencido de que la Unión Europea cambiará", señaló el mandatario checo.

Lech Kaczynski y Václav Klaus (Foto: CTK)Lech Kaczynski y Václav Klaus (Foto: CTK) Klaus y Kaczynski dedicaron gran espacio a los planes de Washington de instalar en la República Checa y Polonia parte de su escudo antimisiles. El mandatario checo subrayó que está consultando con su homólogo polaco el transcurso de las deliberaciones con los EE.UU. Los dos presidentes siguen con atención el desarrollo de la situación en Rusia, que mantiene una postura crítica frente al propósito de Washington de construir en Polonia una base militar y de instalar en la República Checa un sistema de radares.

Lech Kaczynski, aplaudió la proximidad de opiniones con Václav Klaus y le entregó la "Orden del Águila Blanca", que es la condecoración estatal polaca más alta.

Durante este miércoles, Václav Klaus descansa en la villa presidencial situada cerca de Varsovia. El jueves finalizará su estancia en Polonia con una visita a la ciudad de Kazimierz Dolny.

11-07-2007