Primer ministro checo aplaza ley de lustraciones

25-11-2005

El primer ministro checo, Jirí Paroubek, dio una vuelta brusca en el tema de la ley de lustraciones. El jefe del Ejecutivo checo admite que su anulación se puede aplazar.

Primer ministro checo, Jirí ParoubekPrimer ministro checo, Jirí Paroubek El primer ministro checo, Jirí Paroubek, provocó asombro en las filas de la Socialdemocracia y de toda la coalición gubernamental. Apoyó este miércoles la propuesta de los comunistas de anular la ley de lustraciones. La normativa impide a los antiguos altos funcionarios comunistas y miembros de la policía secreta comunista ejercer ciertas funciones en la administración pública y los medios de comunicación.

"El apoyo a la ley de lustraciones y los pactos con los comunistas no corresponden a las tareas que le fueron encargadas por los partidos coalicionistas", argumentó el líder del democristiano Partido Popular, Miroslav Kalousek.

Para reducir las tensiones, Jirí Paroubek cambió este jueves de opinión: "Vamos a contemplar sobre todo los intereses de la República Checa. Lo más importante es la estabilidad política y la integridad de la coalición gubernamental en próximas semanas. Creo que no será un asunto problemático tal como insinúa el resto de los partidos de la coalición", declaró el primer ministro checo, Jirí Paroubek.

El primer ministro admitió que postergará la anulación de la ley de lustraciones en uno o dos años, ya que, según sostiene, en la actualidad están pendientes otras tareas más importantes como es la aprobación del presupuesto estatal.