Primer sacerdote ortodoxo de la etnia gitana

26-03-2003

La República Checa tiene a su primer sacerdote ortodoxo de la etnia gitana. David Dudás, de 22 años, celebra misas en la Iglesia de la Santísima Trinidad, de Rokycany, para gitanos, rumanos, ucranianos, búlgaros y otros creyentes ortodoxos.

La comunidad gitana en Rokycany, Bohemia Occidental, invirtió en la reconstrucción de la iglesia gótica de la Santísima Trinidad, regalo de la Iglesia Católica, dos años de trabajo intenso. El lugar debería servir en el futuro también como un centro de encuentro de la comunidad gitana.

El sacerdote Dudás, quien estudió cinco años el seminario en la ciudad rumana de Nemt, asegura que la Iglesia Ortodoxa responde plenamente a la mentalidad gitana.

"La mayoría de los gitanos en todo el mundo son de creencia ortodoxa. Todo indica que la Iglesia ortodoxa responde en mayor medida a su modo de pensar, de vivir y de creer", dijo el sacerdote.

Por ejemplo, la liturgia ortodoxa tiene un espíritu muy optimista. Festeja la resurrección de Cristo. "También se canta mucho, lo que a los gitanos les gusta", explica el sacerdote, David Dudás. Agrega que trata de hablar con cada uno de los creyentes en su idioma materno para facilitar la comunicación. Al sacerdote Dudás, que habla checo, romaní, rumano y antiguo eslavo, lo buscan gitanos y creyentes ortodoxos de toda la región.

En cuanto a la integración de los gitanos en la sociedad mayoritaria, el sacerdote Dudás afirma que se trata de un problema difícil, porque muchos gitanos se olvidaron de su origen y de sus raíces.

"Los gitanos tienen que integrarse primeramente en la comunidad gitana y recién después en la sociedad mayoritaria", afirma el sacerdote.

La comunidad gitana en Rokycany tiene actualmente unos 600 miembros. Antes de su éxodo masivo a Gran Bretaña, el número de gitanos superaba los mil.

26-03-2003