Se debatirá en torno a la prórroga del contingente checo en Iraq

13-01-2005

Un centenar de policías checos podría permanecer en Iraq hasta finales del presente año. La propuesta del Gobierno checo será debatida en el Parlamento.

Iyad Alaui, primer ministro iraquí (Foto: CTK)Iyad Alaui, primer ministro iraquí (Foto: CTK) El contingente de policías militares checos, que está emplazado en la base británica cerca de la ciudad iraquí de Basora, entrenando a sus colegas locales, podría permanecer en Iraq hasta finales del año 2005. Según el acuerdo anterior del Parlamento checo, los policías debían terminar el entrenamiento a finales de febrero próximo. Sin embargo, el Gobierno británico y el primer ministro iraquí, Iyad Alaui, solicitaron una prórroga de la estancia del contingente.

Aunque se trata de un paso político delicado, se espera que los diputados aprueben la propuesta. El presidente checo, Václav Klaus, también expresó su apoyo a la continuación de la misión militar. Los gastos para la operación alcanzarán unos 6 millones de euros que cubrirá el Ministerio de Defensa checo.

Iraq (Foto: CTK)Iraq (Foto: CTK) "Por otro lado, el Ministerio ahorrará el dinero que invertiríamos en otras operaciones. Supongo que, si el Parlamento aprueba la prórroga de la misión, se cancelaría, por ejemplo, el entrenamiento de un centenar de policías y soldados iraquíes en la República Checa, tal como lo aprobara el Parlamento. En este caso ya no tendría sentido realizar ambas operaciones, entonces es aquí donde ahorraremos dinero." explicó el ministro de defensa checo, Karel Kühnl."

El Gobierno checo evaluó también la situación de la seguridad en Iraq con sus aliados de la OTAN y con los principales partidos políticos.

"Nuestro objetivo es que los militares checos permanezcan en Iraq y que sean incorporados a la misión de entrenamiento de la OTAN." matizó el ministro de defensa, Karel Kuhnl.

La misión deberá contribuir a la creación de unas fuerzas de seguridad iraquíes funcionales e independientes.

13-01-2005