Socialdemocracia buscará apoyo de los comunistas

07-07-2004

El presidente en funciones del Partido Socialdemócrata, Stanislav Gross, ha empezado a buscar oficialmente el apoyo de la oposición para poder formar un nuevo gobierno. Le falta un voto para obtener una mayoría en la Cámara de Diputados.

El presidente en funciones del Partido Socialdemócrata, Stanislav Gross (Foto: CTK)El presidente en funciones del Partido Socialdemócrata, Stanislav Gross (Foto: CTK) Para este miércoles, Stanislav Gross ha solicitado una cita con el jefe del Partido Cívico Democrático, Mirek Topolánek. El jueves, el líder socialdemócrata se entrevistará con el presidente del Partido Comunista, Miroslav Grebenícek.

"Si alguien declara que será un gobierno sin los comunistas, y uno de los sujetos, incluso, declara que no quieren ni siquiera un voto comunista, nosotros no vamos a buscarles las vueltas, mucho menos a los que han llevado al país a esta difícil situación. En tal caso seremos una oposición aún más fuerte", expresó Grebenícek, reaccionando a las declaraciones anteriores de los partidos de la coalición gubernamental. Reiteró, no obstante, que está dispuesto al diálogo y que aguardará las propuestas de los socialdemócratas.

El líder de la Socialdemocracia, Stanislav Gross, afirma que prefiere continuar en coalición con el democristiano Partido Popular y la Unión de la Libertad. Se ha pronunciado también respecto a que el futuro Gobierno no debería ser respaldado, en la Cámara Baja, por los votos de los comunistas, condición que asimismo postuló el presidente de la República, Václav Klaus.

Sin embargo, el sábado, la presidencia de la Socialdemocracia encargó a Gross que negociara el apoyo a su eventual Gabinete con los dos partidos de la oposición, es decir, con el Partido Cívico Democrático y con los comunistas.

Mientras que la actual coalición ocupa, en la Cámara de Diputados de 200 miembros, sólo 100 escaños, los socialdemócratas y los comunistas en común contarían con una mayoría de 111 votos. Parte de la Socialdemocracia no excluye un gobierno minoritario apoyado por los comunistas, pero otros lo rechazan estrictamente. "Mejor que esta solución, preferiría elecciones anticipadas", manifestó el diputado socialdemócrata, Milan Ekert, recordando la absorción de la Socialdemocracia por los comunistas en 1948.

07-07-2004