Una sensacional medalla de oro para la República Checa en biatlón

10-03-2005

El biatlonista checo Roman Dostál se proclamó este miércoles campeón mundial en Austria en la pista de 20 km. La República Checa consiguió así el primer título mundial en biatlón masculino que combina el esquí de fondo y el tiro con rifle.

Roman Dostál (Foto: CTK)Roman Dostál (Foto: CTK) Roman Dostál, de 34 años de edad, salió a la pista en la ciudad austríaca de Hochfilzen con el deseo de terminar en la primera decena. El resultado final superó toda previsión.

"Es un resultado superbueno. Salí a la pista tranquilo, aunque el tiempo era traicionero, ya que nevaba mucho. Aunque a mí me conviene competir bajo duras condiciones climáticas que requieren la máxima concentración", indicó Dostál en referencia a la espesa nevada que caía durante toda la prueba y cubría la pista.

"Además, he optado por unos buenos esquís y me salió perfectamente el tiro", resaltó Dostál.

"Es verdad, la fuerte nevada redujo la visibilidad y él, cuanto menos ve las dianas, mejor dispara", dijo en broma su entrenador, Milan Janousek, comentando el rendimiento del competidor en el campo de tiro. Dostál falló sólo en la última de las veinte dianas, o sea que obtuvo la penalización de un minuto.

Roman Dostál (Foto: CTK)Roman Dostál (Foto: CTK) Al pasar por la meta, el biatlonista se arrodilló y metió la cabeza en la nieve, totalmente agotado. "Sudaba sangre. Toqué el fondo de mis fuerzas", expresó una vez terminada la competición.

El checo salió a la pista llevando el número 17, es decir, entre los outsiders, pero al final dejó atrás tanto al legendario noruego Bjorndalen como a tres excelentes alemanes que lo seguían: Greis consiguió la medalla de plata, Gross finalizó en tercer lugar, mientras que Fischer terminó en cuarta posición.

10-03-2005