Unos mil checos presenciaron el terremoto en el Sudeste de Asia

27-12-2004

En el Sudeste Asiático, asolado por el mayor terremoto de los últimos cuarenta años, se encuentran unos mil turistas checos. El Ministerio de RR. EE. no tiene informaciones hasta el momento de que haya ciudadanos checos entre las víctimas mortales de la catástrofe. Algunos checos resultaron heridos y varios permanecen ilocalizables.

Sri Lanka, foto: CTKSri Lanka, foto: CTK "La mayoría de los hoteles están destruidos. Algunos de nuestros clientes tuvieron que trasladarse a los templos". Así informó la agencia de viajes checa Marco Polo, que tiene en la actualidad unos cien turistas en Sri Lanka y las Maldivas.

Aproximadamente quinientos checos contrataron los servicios de una agencia de viajes durante estas fiestas navideñas para viajar a la zona afectada por la cadena de maremotos. Unos quinientos turistas checos viajaron al Sudeste de Asia por cuenta propia.

Zdenek Coubal comentó a la estación Radiojournal de la Radiodifusión Checa que pasaba sus vacaciones en una playa del sudeste de la India, en la ciudad de Pondicherry.

Tailandia, foto: CTKTailandia, foto: CTK "Estábamos en la costa y vimos que durante unos dos o tres minutos el mar retrocedió, volvió hacia atrás más de cien metros. De repente, en el lugar donde pensábamos bañarnos había una franja seca. Si hubiéramos estado en el lugar un cuarto de hora antes, la ola nos habría arrastrado mar adentro".

En una de las islas de las Maldivas se encontraba pasando la Navidad el popular cantante checo, Karel Gott, con algunos amigos. Según trascendió, la cabaña donde se hallaba se inundó hasta una altura de un metro, pero todos están bien.

El Ministerio de RR. EE. checo puso en marcha una línea de emergencia a la que pueden dirigirse los que tienen familiares en la zona afectada por la catástrofe. En caso de necesidad, aviones especiales del Ejército checo están preparados para repatriar a los turistas checos. El Estado checo les facilitará ayuda médica y psicológica.

27-12-2004