La orden Cisterciense de Vyšší Brod debe devolver un bosque restituido

25-06-2019

La orden de Cister del monasterio de Vyšší Brod, en el sur de Bohemia, debe devolver al Estado Checo 2000 hectáreas de bosque. Se trata de un bosque que años atrás les había sido devuelto a los cistercienses locales en el marco de las restituciones de los bienes confiscados durante el comunismo.

De acuerdo con el diario Právo, la sentencia fue dictada por el Tribunal Municipal de Praga. Los cistercienses se dirigieron posteriormente al Tribunal Supremo, pero éste confirmó el fallo. La orden teme que esa decisión se refleje negativamente en los actuales trabajos de remodelación del monasterio, para cuya financiación eran aprovechadas las ganancias de la explotación del bosque en cuestión.

La empresa Bosques de la República Checa se había negado originalmente a entregar esos terrenos, insistiendo en que fueron confiscados en base a los llamados Decretos de Beneš. Se suponía que la orden había colaborado con los nazis durante la ocupación de Checoslovaquia por Hitler.