A las mujeres también les gusta la cerveza

22-02-2018

En momentos en que el número de los hombres checos que beben cerveza disminuye, las mujeres empiezan a tomarle el gusto a dicha bebida.

Foto ilustrativa: PetraStenzelova Pixabay CCOFoto ilustrativa: PetraStenzelova Pixabay CCO El porcentaje de los hombres checos que beben cerveza de vez en cuando bajó en los últimos dos años del 91% al 87%. En cuanto a las mujeres, se registra una tendencia contraria. El 59% de las mujeres afirmaron que consumen cerveza de manera regular, según resultó de un estudio del Centro de Investigación de la Opinión Pública.

Jiří Vinopal del mencionado centro comentó los resultados subrayando la importancia del factor de la época. Esto quiere decir que en los últimos años una mujer amante de la cerveza es mejor aceptada que antes.

''En general, las mujeres no son tan dadas a la cerveza como los hombres. Es importante resaltar que en los resultados de los estudios influye el momento en que se encuentra la sociedad y la opinión pública. Eso significa que para las mujeres puede ser importante que su relación con la cerveza responda a la apertura de la sociedad''.

Los hombres suelen hablar de la cerveza de una manera más abierta y el riesgo de que los resultados se distorsionen es menor.

Además del porcentaje general de hombres y mujeres que beben cerveza, el estudio indica que hasta el 90% de los hombres y el 70% de las mujeres tienen su marca favorita de cerveza. Sin embargo, Jiří Vinopal explica que sólo poca gente se da cuenta de la importancia que tiene la publicidad sobre sus preferencias.

Foto ilustrativa: Republika Pixabay CCOFoto ilustrativa: Republika Pixabay CCO ''Casi todos los hombres y todas las mujeres dicen que tienen su marca preferida, pero la publicidad tiene bastante influencia. Según los resultados de nuestro estudio, la mayoría de los encuestados no piensa que la publicidad tenga impacto sobre sus preferencias. Los consumidores dicen que lo decisivo es el sabor''.

Pero en realidad, el impacto de la publicidad y del precio es mucho más importante de lo que queremos admitir.

El leve descenso del porcentaje de los hombres que beben cerveza de manera regular no significa que se reduzca también la cantidad de la cerveza consumida. Según el estudio, el número de hombres que afirman beber por lo menos 14 cervezas en una semana creció y ahora se trata del 20% de los hombres.

Eso fue una sorpresa, porque a largo plazo el dicho grupo iba reduciéndose. Es una prueba de que el consumo en los hogares lleva a que una vez que uno se pone a beber cerveza, bebe bastante. El aumento del consumo en los hogares es una tendencia continua y se demuestra en la cantidad creciente de la cerveza enlatada vendida.

22-02-2018