"Las Vísperas Sicilianas" aparecen en escena después de un siglo

13-05-2006

La Ópera Estatal de Praga ofrece al público una nueva escenificación de la ópera "Las Vísperas Sicilianas", de Giuseppe Verdi, pagando con un ello una gran deuda con el compositor italiano, nacido en 1813.

Por última vez, esta ópera se presentó en Praga en el siglo XIX en el escenario de un teatro alemán. En los años posteriores aparecía sólo esporádicamente en el programa de unos pocos teatros provinciales.

Con la ópera "Las Vísperas Sicilianas" debutó en el escenario de la Ópera Estatal de Praga el director Karel Kríz, que desde los años 60 se dedica con éxito a la dirección de piezas teatrales. Según afirmó, la invitación de dirigir la escenificación de una ópera la concibió como un desafío.

"Tengo una estrecha relación con la ópera, la amo desde pequeño. Se trata de un género teatral específico con el que hasta hace poco no tenía ninguna experiencia. Pero el trabajo sobre "Las Vísperas Sicilianas" me resultó muy agradable gracias al equipo profesional de la Ópera Estatal. Espero que la puesta en escena resulte interesante para el público".

"Las Vísperas Sicilianas", de Giuseppe Verdi, representan una ópera amplia, de cuatro horas de duración, con participación de coro y ballet. Según el director Karel Kríz, se trata de una de las óperas más notables del autor italiano.

"Sobre todo, se trata de una ópera impecable, con una música perfecta. Tuve la suerte de trabajar en la puesta en escena con renombrados solistas como la soprano checo- eslovaca Maria Hann, el bajo polaco Tomasz Konieczny, el barítono rumano Alexandru Agache y el tenor estadounidense Keith Ikaisa-Purdy. Todos coincidimos en que la música de Giuseppe Verdi es mágica. Hay que lamentarse de que esta ópera no se ponga con mayor frecuencia en los escenarios nacionales y, porqué no decirlo, también en los extranjeros".

El compositor italiano Giuseppe Verdi compuso la ópera "Las Vísperas Sicilianas" por encargo de la Ópera de París, en la época que había alcanzado la cúspide de su fama. La obra, que demuestra la madurez musical del autor, fue estrenada en la capital francesa en junio de 1855, cosechando un éxito rotundo entre el público parisino. Ese mismo año, la ópera se estrenó también en Italia.

 

Praga se convertirá también este año en escenario de un espectáculo de baile moderno. La edición número 18 del festival internacional "Baile Praga" tiene en su programa una amplia oferta de conjuntos y solistas de danza moderna de Francia, Italia, Rusia, Lituania y otros países. Algunas presentaciones tendrán lugar también en Ceský Krumlov, Tábor, Brno y otras ciudades checas.

El evento, que se efectuará del 2 al 28 de junio, culminará con la primera presentación en la República Checa de la Compañía Nacional de Danza, de España, cuyo director artístico es el renombrado coreógrafo y bailarín Nacho Duato. La presentación del grupo es considerada como uno de los más importantes acontecimientos culturales de la temporada.

El conjunto fue fundado en 1979 con el nombre de Ballet Nacional de España Clásico y tuvo como primer director a Víctor Ullate. En 1987 fue nombrada como directora artística del conjunto la renombrada bailarina rusa, Maya Plisetskaya.

A lo largo de los años, la Compañía Nacional de Danza ha ganado prestigio y reconocimiento internacional. Realizó giras por Japón, EE.UU., China, Federación Rusa, Taiwan, y otros países del mundo. De sus altas cualidades artísticas tendrá la oportunidad de disfrutar este año también el público checo.

 

Koa es el nombre del mejor grupo de worldmusic que se presenta actualmente en los escenarios checos. Hace poco, el cuarteto de músicos editó un nuevo álbum titulado simplemente "Koa".

El álbum incluye 15 canciones que oscilan entre el folk, el rock, el jazz, la música gitana y los ritmos latinos, explicó el pianista y cantante Mário Biháry, conocido por la crítica como "Stevie Wonder checo".

"Las canciones fueron compuestas por todos los integrantes del grupo. El mayor atractivo lo representan, sin embargo, cuatro canciones en la que se escucha la voz de Zuzana Navarová, fundadora del grupo, que falleció hace dos años. Se trata de canciones que fueron grabadas en un concierto que ofrecimos poco antes de su muerte".

Las canciones del álbum "Koa" son interpretadas en cuatro idiomas: romaní, checo, eslovaco y español. El autor de la titulada "Caldo de gallina" es el percusionista Camilo Caller, procedente de una familia checo-peruana.

"Mi padre es de Cuzco, Perú. Lamentablemente, nunca aprendí bien el español. Pero en este caso me atreví a cantar una parte de la canción en la lengua de mis antepasados. El tema y las letras de la canción se me ocurrieron durante nuestros viajes por la República Checa, cuando me di cuenta que lo que me ayuda a superar el cansancio de los conciertos es precisamente un buen caldo de gallina".

Fundado en 1988 por la cantautora Zuzana Navarová y el guitarrista colombiano Iván Gutiérrez, el grupo Koa sigue deleitando con su música al público de todas las edades.

La composición del grupo cambió después de la inesperada muerte en 2004 de la protagonista principal del grupo Zuzana Navarová. Hoy forman el grupo Koa el acordeonista y pianista Mario Biháry, el contrabajo Frantisek Raba, el cantante y guitarrista Omar Khaouaj, y el percusionista Camilo Caller.

13-05-2006