El poeta y dramaturgo Jaroslav Kvapil

23-10-2002

Jaroslav Kvapil, uno de los importantes poetas checos del siglo pasado, escribió el libreto de la ópera Rusalka, de Antonín Dvorák, y se desempeñó con mucho éxito como dramaturgo y posteriormente también como director del Teatro Nacional.

Jaroslav Kvapil nació el 25 de septiembre de 1868 en la pequeña aldea de Chudenice, en Bohemia Occidental. No fue un buen alumno, pero pese a ello dio satisfacción al deseo de su padre, de profesión médico, de que estudiara medicina en Praga. El estudio no le atraía nada, por lo que pasó a estudiar filosofía.

En la universidad conoció y entabló amistad con futuros destacados literatos checos Frantisek Xaver Salda y Antonín Sova. A sus veinte años publicó sus primeros poemas en el prestigioso semanario ilustrado Svetozor. Más tarde se desempeñó en otros periódicos como redactor y crítico literario y del teatro.

Todo parece indicar quede no haberse enamorado y casado con la excelente actriz teatral checa, Hana Kubesová, Jaroslav Kvapil hubiese dedicado toda su vida al periodismo. Fue precisamente ella la que mostró a Kvapil el mágico mundo del teatro. Tres años después de casarse, en 1897, Jaroslav Kvapil escribió para su esposa la pieza romántica inspirada en cuentos de hadas, titulada "Princesa Flor".

Poco después Jaroslav Kvapil comenzó a desempeñarse como dramaturgo y, a partir de 1912, como director de la sección teatral del Teatro Nacional. En su escenario Kvapil presentó muchas obras teatrales de numerosos y renombrados autores de proyección universal como Chéjov, Ibsen y Björnson, que él mismo tradujo al checo.

Durante unas de sus vacaciones en Dinamarca, Kvapil se dejó inspirar por el cuento de hadas de Hans Christian Andersen "La Sirenita" y escribió el libreto de la ópera Rusalka que terminó en manos del gran compositor checo, Antonín Dvorák. La ópera tuvo su estreno el 31 de marzo de 1901 en el Teatro Nacional.

Jaroslav Kvapil se inscribió con letras de oro en la historia del Teatro Nacional en 1916, cuando en su escenario se presentó durante cinco semanas un ciclo de quince obras teatrales de William Shakespeare, evento cultural organizado por Kvapil en ocasión del 300 aniversario de la muerte de su autor preferido.

En aquel entonces ni la propia Inglaterra había celebrado dicho aniversario con una actividad comparable por su magnitud a la de Praga. Además, a Kvapil le costó mucho esfuerzo imponer su idea ante la administración austríaca. Y es que en aquel entonces Gran Bretaña representaba para Austria una potencia enemiga.

Durante la Primera Guerra Mundial, Jaroslav Kvapil se incorporó a la organización de la resistencia nacional Maffie aprovechando, como director del Teatro Nacional, la posibilidad de viajar libremente para el intercambio de importantes informaciones.

Kvapil contribuyó de manera significativa a la formación del Estado Checoslovaco independiente, propiciando la idea del Manifiesto de los Escritores Checos - un documento en el que 222 literatos nacionales exhortaron a los diputados checos en Viena a dejar de ser leales a la monarquía Austro-Húngara e imponer las exigencias checas para la autodeterminación.

Después de la creación de la República Checoslovaca en 1918, Kvapil se desempeñó por poco tiempo en el Ministerio de Educación para desarrollar posteriormente sus actividades como director del capitalino Teatro de Vinohrady.

Kvapil fue un patriota fervoroso. Durante la Segunda Guerra Mundial fue encarcelado por participar activamente en la resistencia antifascista. Después de la liberación, Kvapil gozó de gran prestigio en la sociedad checa y fue galardonado con prestigiosos títulos nacionales. Falleció el 10 de enero de 1950.

23-10-2002