22-03-2005

El diario Lidové Noviny señala en su portada que el primer ministro checo Stanislav Gross se propone mejorar su imagen respecto a la opinión pública contratando para ello la agencia de publicidad francesa Euro-RSCG, especializada en la gestión de campañas para los comicios presidenciales. El vicepresidente del gubernamental Partido Social Demócrata, Zdenek Skromach, opina, no obstante, que la agencia francesa se orientará más bien a la campaña para las elecciones parlamentarias y que la mejora de la imagen de Gross será más bien un objetivo añadido.

"Vondrácková demandará a la República Checa" podemos leer en la portada del rotativo Mladá Fronta Dnes. El diario recuerda el pleito entre la cantante checa de pop, Helena Vondrácková y el publicista Jan Rejzek que declaró que la artista debía su actual éxito a los contactos con la mafia, establecidos en la época comunista. El Tribunal Constitucional decidió este lunes que el periodista Rejzek no está obligado a disculparse a la cantante. Por su parte Vondrácková declaró que se sentía afectada y que presentaría una queja contra la República Checa ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos en Estrasburgo.

El rotativo Právo advierte del peligro subsistente de inundaciones. En las montañas checas yace una cantidad de nieve diez veces mayor de lo que son capaces de retener las presas. La semana pasada ya se registraron inundaciones locales debidas a una brusca subida de las temperaturas y a las precipitaciones, sin embargo, no se han producido grandes daños.

"Hemos ganado una batalla, pero no la guerra" matizó el ministro de Agricultura checo, Jaroslav Palas. Los ríos crecidos vuelven a sus cauces y se han levantado los estados de alarma declarados en algunas regiones, pero un cambio repentino del tiempo puede desencadenar inundaciones de nuevo.

Bajo el título "Hospitales deben de nuevo millones de euros por medicamentos" el diario económico Hospodárské Noviny indica que los hospitales y farmacias checos vuelven a endeudarse respecto a sus proveedores de medicamentos. A pesar de la subvención de 100 millones de euros proporcionada por el Estado en los años 2003 y 2004, para saldar las deudas de los hospitales regionales, los centros sanitarios checos deben de nuevo unos 66 millones de euros por medicamentos.

Por ello, los suministradores de medicamentos, las farmacias y los representantes de las cajas de seguro de enfermedad trataron el problema con la ministra de Sanidad checa Milada Emmerová. Sin embargo, la reunión no aportó una solución clara. Los principales motivos de las deudas son los pagos atrasados de las cajas de seguro de enfermedad a los proveedores y a las farmacias y también el hecho de que los medicamentos sean más caros.

22-03-2005