07-06-2005

El rotativo señala que el futuro viceministro de RR EE ha defendido siempre a los disidentes en los países no democráticos. Pojar es un aliado del ex presidente Václav Havel. En septiembre de 2002 viajó por ejemplo con Havel en visita oficial a Estados Unidos y en Florida se entrevistó con disidentes cubanos para tratar con ellos cuestiones relacionadas con la observancia de los derechos humanos por el régimen de Fidel Castro.

Lidové Noviny dedica una página especial al aumento de las exportaciones de productos textiles chinos a la Unión Europea. El rotativo recuerda que han sido suprimidas las cuotas de importacion de productos textiles y el pasado 1 de enero se ha abierto el mercado comunitario a raíz de los acuerdos de la Organización Mundial de Comercio. Los artículos textiles chinos han inundado los mercados de la Unión y de Estados Unidos.

Foto: CTKFoto: CTK Según los datos de Eurostat, en el primer trimestre del presente año la importación de camisetas chinas aumentó en un 187 por ciento en comparación con el año anterior.

Las importaciones de productos textiles chinos baratos causan problemas también a las fábricas checas, en cuya defensa ha empezado a actuar el viceprimer ministro checo, Martin Jahn. Escribió una carta al comisario de la Unión Europea para el Comercio, Peter Mandelson, solicitando medidas encaminadas a proteger la industrial textil europea.

Mladá Fronta Dnes se refiere en su portada y en una página interior a la píldora abortiva por cuya introducción abogan los médicos checos. El diario escribe:

Los ginecólogos checos vuelven a lanzarse después de unos diez años a la lucha contra los adversarios de los abortos. Quieren conseguir del Ministerio de Sanidad que ayude a introducir en el mercado checo la controvertida píldora abortiva RU-486. Afirman que dicha píldora es menos dañina para las mujeres y alegan que ayuda a salvar vidas de pacientes que de otro modo tendrían que someterse a abortos quirúrgicos.

Según Mladá Fronta Dnes, los adversarios de la píldora abortiva rechazan los argumentos sobre la salvación de vidas y objetan que las mujeres abusarían de ella.

En la República Checa se someten anualmente al aborto artificial casi 30 mil mujeres. Vít Unzeitig de la Sociedad Checa de Ginecología y Obstetricia argumenta que hasta un 60 por ciento de ellas podría usar la píldora abortiva, menos dañina e idónea para abortos en fase temprana del embarazo.

07-06-2005